Los padres checos no se interesan por lo que hacen sus hijos en internet

Foto: April Bryant, Pixabay / CC0

Los padres checos hablan muy raras veces con sus hijos sobre los riesgos que puede traer internet. Así lo reveló un reciente estudio del observatorio internacional EU Kids Online 2020, en el que Chequia se situó en uno de los peores lugares.

Foto: April Bryant, Pixabay / CC0

Foto: AndrewAngelov, Pixabay / CC0
El tiempo que los niños y adolescentes pasan conectados a internet se duplicó en los últimos diez años a unas tres horas diarias a nivel de toda Europa. Los menores en Chequia escuchan mayormente música a través de internet, ven videos, o se comunican con sus amigos y familiares.

A diferencia de los menores de otros países, los escolares checos aprovechan internet con menos frecuencia para buscar información para sus tareas de escuela y se conectan más a las redes sociales. Estas son utilizadas en Chequia por unas dos terceras partes de los adolescentes, mientras que en Alemania por ejemplo, por sólo el 40% de los menores.

De acuerdo con David Šmahel, de la Universidad Masaryk de Brno, coordinador del estudio EU Kids Online 2020 en Chequia, más de la mitad de los padres checos reconocen que; no se interesan por lo que hacen sus hijos al estar conectados a la red y nunca conversan con ellos sobre el tema.

David Šmahel, foto: ČT24
”Los padres checos no conversan ni tampoco orientan a sus hijos sobre cómo aprovechar internet y cómo comportarse en el mundo virtual. Se interesan verdaderamente muy poco de lo que hacen sus hijos en internet y para qué lo utilizan”.

Sólo el 16% de los padres checos suele hablar con frecuencia con sus hijos de los peligros que puede conllevar internet, incluido el acoso sexual por ejemplo, de acuerdo con el estudio EU Kids Online 2020 que incluyó a más de 25 000 niños de 19 países europeos.

David Šmahel recalcó la importancia de una mayor supervisión de los padres de esta actividad, para garantizar el sano desarrollo de los menores, a la vez que insistió en que cabe distinguir la edad del niño y respetar la personalidad de cada individuo.

Foto: FotoRieth, Pixabay / CC0
”Es necesario tomar en cuenta la edad del niño. En el estudio fueron incluidos menores de entre nueve y 16 años, o sea también adolescentes. Considero importante distinguir de qué forma deberían conversar los padres sobre el tema de internet, respetando la edad de su hijo. Lo cierto es que hoy en día tienen teléfonos inteligentes muchos niños de cinco, seis o siete años. Y en estos casos los padres deberían ser más cuidadosos e interesarse más de lo que están haciendo sus hijos en su celular. Recomendamos preguntarle a cada menor por qué le gusta pasar tanto tiempo conectado a la red, qué es lo que más le atrae y si no ha topado con algún peligro en la red”.

Según David Šmahel, el estudio reveló que el 34% de los niños y adolescentes checos recibieron alguna vez mensajes de contenido sexual o de odio. Durante el último año una tercera parte aproximadamente de los menores checos obtuvieron un mensaje de esas características. En comparación con otros países europeos participantes en el estudio, una cantidad aún mayor de esos mensajes la recibieron los menores en Bélgica, concretamente el 39%.