Ferrocarriles Checos (ČD) reducirá sueldos y despedirá a empleados

Foto ilustrativa: Filip Jandourek, ČRo

La empresa Ferrocarriles Checos (ČD) planea reducir los sueldos de unos 700 empelados a partir de abril y anticipa despidos. La culpa la tiene la pandemia del coronavirus y las pérdidas que le ha ocasionado a la empresa.

La empresa nacional Ferrocarriles Checos (ČD) ha perdido cerca de 150 millones de euros solo en ingresos durante los meses de la pandemia del coronavirus y se verá obligada a reducir los sueldos de algunos de sus empleados. Se prevé asimismo que habrá despidos, según informó la portavoz de la empresa, Gabriela Novotná.

Foto: Patrick Maynard,  Flickr,  CC BY 2.0

El recorte de los salarios, que se aplicará durante un año, será debatido por el consejo de supervisión de Ferrocarriles Checo. No afectará al total de los 15 000 empleados de la empresa, sino a cerca de un 10 %. Se trata principalmente de trabajadores administrativos cuyos sueldos son ajustados cada año, según afirmó el director general de la empresa, Ivan Bednárik.

“La pandemia terminará algún día y si reducimos los sueldos este año, no será para siempre. Los sueldos contractuales de los directores, encargados y otros empleados, principalmente en puestos administrativos, se establecen cada año a través de un acuerdo bilateral, en función al rendimiento de los empleados y a las posibilidades financieras de la empresa”.

Los sueldos de los empleados se verán recortados en un 10 %. El salario medio en la empresa rondó los 1440 euros en 2020, de acuerdo con estimaciones de la agencia ČTK.

Jana Maláčová,  foto: archivo de la Oficina del Gobierno Checo

La anticipada reducción de los sueldos fue criticada por la ministra de Trabajo y Asuntos Sociales, Jana Maláčová, quien calificó la decisión de ‘inaceptable, sobre todo para una empresa nacional’, en su cuenta de Twitter. Añadió que, con la nueva reforma fiscal, que anuló el salario superbruto en Chequia, los empleados deberían haberse visto beneficiados en 2021. Bednarík, por su lado, comentó que Ferrocarriles Checos habría tomado los mismos pasos independientemente de los cambios fiscales.

Bednárik afirmó asimismo que la empresa analizará sus procesos internos para incrementar su eficiencia. Anticipa que probablemente se identifiquen redundancias que conlleven al despido de algunos empleados de departamentos administrativos.

Las pérdidas del grupo Ferrocarriles Checos, que incluye el transporte de personas y transporte de carga, alcanzarán varios cientos de millones de euros. La situación financiera de la empresa se ha visto perjudicada principalmente por un bajón marcado de viajeros. Su volumen se redujo a un 10 % en primavera y a un 20 % en otoño.