Primer ministro checo descarta un referéndum sobre la salida del país de la Unión Europea

Bohuslav Sobotka, foto: ČTK

El primer ministro checo, Bohuslav Sobotka, no cuenta con la celebración en la República Checa de un referéndum sobre la permanencia del país en la Unión Europea siguiendo el ejemplo del Reino Unido. En una tertulia transmitida este domingo por la Televisión Checa, Sobotka destacó que el propio debate sobre esta cuestión afecta a Chequia.

Bohuslav Sobotka, foto: ČTK
La decisión del Reino Unido de abandonar la Unión Europea causó una incertidumbre entre los Veintisiete, y Bruselas teme que otros países puedan escoger también ese camino, lo que significaría el fin del proyecto de la Europa unificada. El presidente checo, Miloš Zeman, mencionó hace poco esa eventualidad para su país. Sin embargo, el jefe del Gobierno checo, Bohuslav Sobotka, rechazó en un debate en la Televisión Checa esa posibilidad y destacó el aporte que significa la membresía en la Unión Europea para los habitantes de la República Checa.

”Es una paradoja. Los checos somos una nación muy escéptica, pero a la vez somos racionales y pragmáticos. Indiscutiblemente, la membresía en la Unión Europea nos trae muchas ventajas y estoy seguro que el permanecer entre los Veintisiete responde a nuestros intereses nacionales. El actual gobierno checo no organizará ningún referéndum sobre nuestra eventual salida de la Unión Europea, ni sobre nuestra salida de la OTAN. Sería actuar contra las seguridades sociales y laborales de los ciudadanos, contra los intereses de las empresas checas y atentar también contra la seguridad del país. Recordemos la historia, lo que significaron la Primera y la Segunda guerras mundiales y en este aspecto la Europa unificada representa una gran garantía”.

Foto: Comisión Europea
El primer ministro checo recalcó que independientemente del impacto que para Bruselas pueda significar el Brexit británico, la Unión Europea deberá reformarse, reducir la burocracia y dedicar atención primordial a los intereses y problemas cotidianos de los habitantes de sus países miembros.

”Queremos que la Unión Europea traiga beneficio a sus países miembros y sus habitantes. Una de las tareas principales es el crecimiento económico de los Veintisiete, debemos promover cambios en el presupuesto comunitario para que sea aprovechado para el desarrollo económico y el aseguramiento de puestos de trabajo en primer lugar. Otra prioridad es la seguridad de los países de la Unión Europea, porque la crisis migratoria llevó a muchos ciudadanos a pensar que Bruselas no los protege lo suficiente al no ser capaz de enfrentar la migración incontrolada. Y también hay que mejorar la política exterior comunitaria”.

Bohuslav Sobotka subrayó que la tarea del momento y, en especial de Eslovaquia como país que a partir del 1 de julio de 2016 preside la Unión Europea, es tratar de restablecer la confianza de los europeos en las instituciones comunitarias y en el proyecto de integración en general.