Primer ministro acusó a democristianos de frenar la reforma de Salud

Mirek Topolánek (Foto: CTK)

El democristiano Partido Popular rechazó en su congreso, celebrado este fin de semana, la privatización de los hospitales y de las casas de seguro médico. Y ello a pesar de la crítica del primer ministro, Mirek Topolánek, quien exhortó al partido a cumplir el programa gubernamental, o abandonar la coalición.

Mirek Topolánek (Foto: CTK)
El primer ministro, Mirek Topolánek, asistió en calidad de invitado al congreso del democristiano Partido Popular, que integra la coalición gubernamental.

En su discurso, Topolánek acusó a los democristianos de frenar el cumplimiento del programa gubernamental, debido a no estar de acuerdo con la privatización de hospitales regionales y otras reformas que promueve su Gobierno. El primer ministro exhortó a los democristianos a apoyar los planes gubernamentales o abandonar la coalición.

“Como primer ministro soy responsable del cumplimiento del programa gubernamental. Su elaboración requirió una serie de compromisos por parte de los partidos que integran la coalición. Rechazo el incumplimiento del programa y negociar nuevos compromisos”, afirmó Topolánek.

Jiří Čunek (Foto: CTK)
El primer ministro destacó que no desea el desmantelamiento de la coalición que, a su juicio, gobierna bien.

Por su parte, el líder democristiano, Jiří Čunek, afirmó que no ha llegado el momento para que su formación política abandone la coalición.

“Abandonaríamos el Gobierno en caso de que el programa cambiara sustancialmente. Por el momento estamos de acuerdo con el documento. Comprendemos la necesidad de la introducción de cambios en varias esferas. En lo único que diferimos es cómo lograrlos”, dijo Čunek.

A pesar de la crítica del primer ministro, el congreso del democristiano Partido Popular rechazó la privatización de los hospitales y de las casas de seguro médico, tema que representa una de las prioridades del Gobierno.

Los democristianos están a favor de que los hospitales regionales y las casas de seguro médico permanezcan en manos del Estado, afirmó Jiří Čunek.