Iglesia católica checa aplaude renuncia de arzobispo polaco

Stanislav Wielgus (Foto: CTK)

El arzobispo polaco Stanislav Wielgus renunció al cargo de metropolitano de la archidiócesis de Varsovia debido a sus contactos con la antigua policía secreta. El cardenal checo, Miloslav Vlk, aplaudió su decisión.

Miloslav Vlk, el cardenal checo
"Considero que se trata de una actitud correcta", comentó la renuncia de Stanislav Wielgus el cardenal checo, destacando que casos similares se han registrado también en la República Checa.

Realmente, en los archivos de la antigua Policía Secreta checa figuran muchos nombres de representantes de la Iglesia. Hace unas semanas, los medios de comunicación checos informaron, por ejemplo, sobre el caso del obispo de Ostrava y Opava, Frantisek Lobkowitz, que en los años 80 supuestamente suministraba a la policía secreta informaciones sobre el arzobispo de Olomouc.

Entretanto, el portavoz del Vaticano, Federico Lombardi, aplaudió la decisión de Stanislav Wielgus, destacando que un arzobispo vinculado con los antiguos servicios secretos perjudicaría la imagen de la Iglesia Católica.

Stanislav Wielgus (Foto: CTK)
"El caso del arzobispo Stanislav Wielgus no es el primero y todo indica que tampoco es el último representante de la Iglesia polaca que será acusado de cooperación con los servicios secretos".

Según documentos del Instituto Polaco de la Memoria Nacional, Wielgus fue en los años 60 y 70 confidente de la ex policía secreta polaca e incluso pasó por un cursillo de adiestramiento como espía. El jerarca católico reconoció que tuvo contactos con la policía secreta, pero alegó que no hizo daño a nadie. Al final de cuentas, renunció poco antes de la ceremonia de inauguración.

El escándalo en torno al arzobispo ha dividido a la Iglesia polaca. Mientras que unos lo defienden, otros confían que el escándalo podría desembocar en una purga dentro de la Iglesia.