Festival Musical de San Venceslao ofrece música antigua

r_2100x1400_radio_praha.png

La música antigua es el tema central de la 11 edición del Festival Internacional de Música de San Venceslao que se efectúa en la capital checa. El festival tiene por objetivo cultivar las raíces espirituales de la nación checa que están profundamente ancladas en la tradición no sólo cristiana, sino también judía.

El evento quiere conmemorar también el centésimo aniversario del natalicio del compositor francés Maurice Duruflé. Por esta razón, su obra fue el tema principal del concierto de inauguración, celebrado el 15 de septiembre en la iglesia de la Virgen María de las Nieves, de Praga.

Como cada año, el festival ofrece un concierto en las afueras de la capital checa. Según la tradición, el lugar está vinculado con las tradiciones histórico-culturales de la nación checa, destacó Pavel Svoboda, uno de los organizadores del festival.

"Este año partimos con este festival a Stará Boleslav, ciudad donde fue asesinado el príncipe Venceslao, patrono de la nación checa. En esa ciudad tendrá lugar un concierto que incluirá obras espirituales elegidas del Archivo de Kromerí". Su interpretación correrá a cargo del conjunto Societas Incognitorum".

Según adelantó Pavel Svoboda, el huésped extranjero del festival es este año el conjunto ruso "Drevnerusski raspev" que ofrecerá al público obras de música ortodoxa rusa.

Además de la música, el festival incluye también una exposición de pinturas de niños deficientes mentales, inaugurado en la cripta de la Iglesia ortodoxa de San Cirilo y San Metodio, de Praga. El público puede asistir a una conferencia sobre el Archivo de Kromeríz y también a un ciclo de conciertos de órgano que se efectúa en la Iglesia de la Virgen María de Týn, situada en la Plaza de la Ciudad Vieja de Praga. El evento culminará el 28 de septiembre en la catedral de San Vito del Castillo de Praga.