El Museo de Títeres de Chrudim celebró su 50 aniversario

Dama barroca, la marioneta más antigua del Museo de Títeres de Chrudim

En el centro de la ciudad de Chrudim se pueden admirar los títeres checos más famosos y ver representaciones musicales y teatrales. La historia del Museo de Títeres comenzó hace 50 años.

El Museo de Títeres de Chrudim | Foto: Tereza Brázdová,  Český rozhlas

El fondo principal de la colección del Museo de Títeres de Chrudim se basa en la colección privada del profesor Jan Malík, uno de los representantes destacados del arte titiritero. Hoy en día el museo dispone de más de 50 000 objetos: bastidores, carteles, fotografías y, por supuesto, títeres que ya son más de 11 000. Los títeres de Spejbl y Hurvínek en todas sus formas posibles no pueden faltar. Una gran parte del museo está dedicada a artistas como Jiří Trnka y Josef Váchal. La sección extranjera de la exposición ofrece títeres exóticos de Oriente, sombras chinescas y teatro de marionetas acuáticas procedentes de Indonesia, India, Japón, China y Birmania.

El camino hacia la luz

'El camino hacia la luz' | Foto: Tereza Brázdová,  Český rozhlas

Este año ha inaugurado la exposición “El camino hacia la luz. Los títeres luminiscentes del teatro Blackwits”. Se trata de un proyecto artístico del periodista y guionista Ivan Kraus y de su mujer, la artista y actora titiritera Naděžda Munzarová. El nombre surgió por la simple unión entre la palabra inglesa “black” (negro) y la palabra alemana “der Witz”. El Museo de Chrudim expone la obra de la pareja y sus títeres con los que actuaron en numerosos países del mundo. Entre los años 1975 y 2017 llevaron a cabo más de 14 500 representaciones.

'El camino hacia la luz' | Foto: Tereza Brázdová,  Český rozhlas

Un museo con una atmósfera única

El Museo de Títeres de Chrudim | Foto: Šárka Kuchtová,  Český rozhlas

El museo fue fundado en 1972 y se encuentra en la calle Břetislavová en la antigua casa Mydlářovský. Contiene una torre parecida a un alminar. En la segunda mitad del siglo XVI la casa fue comprada por el manufacturero de jabón y velas Matěj Mydlář, que le dio al edificio un aspecto renacentista. La casa presenta una fachada de esmerada decoración y pilares toscanos.

La decoración del edificio posee muchos relieves, entre los más conocidos destacan la cabeza de un payaso, un toro, un búho y un ciervo. Se dice que en la torre había en el pasado un observatorio. También es de interés el pozo histórico que se encuentra en la primera planta de la casa. Dicen que es mágico y puede responder a todas las preguntas.

13
49.9504964
15.7951178
default
49.9504964
15.7951178
palabra clave:

Relacionado