El Gobierno de España paga las vacaciones a los jubilados checos

Ibiza

Las ayudas que da el Gobierno de España para atraer el turismo en temporada baja, la posibilidad de que los extranjeros no comunitarios puedan votar en las elecciones locales y regionales, y la introducción en Chequia del pago a través del teléfono móvil son algunos de los temas que trata la prensa checa de este miércoles.

Ibiza
Los checos mayores de 55 años están encontrando auténticas gangas para irse de vacaciones a España, dice Mladá Fronta Dnes. El Gobierno de España está aportando 150 euros a los paquetes turísticos para este segmento de la población.

La intención del Gabinete de José Luis Rodríguez Zapatero es ocupar los hoteles también durante la temporada baja para conservar puestos de empleo, en un país que supera el 20 por ciento de desocupación.

El Gobierno español destina a estas ayudas 10 millones de euros y el año pasado las disfrutaron 45.000 turistas europeos. Para esta primavera, 4.000 checos ya han reservado sus vacaciones en lugares como Mallorca o Andalucía aprovechando ofertas en torno a los 400 euros por una semana en hoteles de cuatro estrellas, por ejemplo, aparece en Mladá Fronta Dnes.

Sin embargo, la medida, en un principio beneficiosa para todas las partes, viene acompañada de polémica. En la República Checa solo una agencia de viajes puede aprovechar esta ayuda, Travel Senior. La competencia se queja.


Foto: Kristýna Maková
En Chequia residen 130.000 extranjeros no comunitarios, que pagan sus impuestos pero no pueden votar, dice Lidové Noviny. El defensor del Pueblo, Pavel Varvařovský, quiere que sí lo hagan aquellos que tengan residencia permanente en las elecciones regionales y locales.

En la nueva propuesta del código electoral elaborado en el Parlamento no aparece así reflejado, lo que ha provocado las críticas del ombudsman checo. La política local de los partidos podría empezar a orientarse también a los extranjeros, dice el periódico.

Marcel Winter, de la Asociación Checo-Vietnamita argumenta en el periódico: “No es justo. Durante las inundaciones, los vietnamitas reunieron y entregaron a los pueblos afectados más de 800.000 euros. Eso es algo que no hicieron por ejemplo los extranjeros que sí que tienen derecho a votar”.

Los que sí tienen derecho a votar son los ciudadanos de la Unión Europea con residencia permanente en Chequia, que suman casi 55.000 personas, según aparece en Lidové Noviny.

Los políticos se muestran divididos ante la posibilidad de que voten extranjeros de fuera de la Unión Europea. Por ejemplo, el líder del Partido Cívico Democrático, Petr Nečas, y el de Asuntos Públicos, Radek John, no apoyan el cambio.

Sin embargo la jefa de la comisión parlamentaria de derecho constitucional, Karolína Peak, también de Asuntos Públicos y casada con un australiano, lo apoyará activamente, anunció. La idea también gusta al ministro de Justicia en la sombra socialdemócrata, Jiří Dienstbier.


En Chequia se podrán realizar pagos a través del teléfono móvil, anuncia Hospodářské Noviny. El proyecto de la empresa Mopet.cz ha tenido buena acogida entre los operadores de telefonía del país y cuatro importantes bancos.

Las tres cuartas partes de las transacciones que se realizan en el país son aún en efectivo. Los bancos quieren así incentivar el pago electrónico. Aseguran que el sistema de pago será muy sencillo, para tener el mayor alcance posible.

La empresa Mopet.cz actualmente se encuentra en fase de negociación con el Banco Nacional Checo, que tiene que otorgarle la licencia para operar.