Resumen de la Prensa Checa

r_2100x1400_radio_praha.png
0:00
/
0:00

”El desempleo se ha disparado en la República Checa”, “Primer ministro Topolánek contra el proteccionismo económico “, “Quien cometa excexo de velocidad podrá ver confiscado su coche”- éstos son algunos de los asuntos abordados este martes por la prensa checa.

Todos los diarios se refieren al dramático crecimiento del desempleo, registrado en enero en la República Checa, cuando 50 mil personas. engrosaron el ejército de los parados.

Hospodářské Noviny cita a Petr Kužel, presidente de la Cámara Económica, quien pronostica que la tasa de desempleo se acercará este año en la República Checa al 8 por ciento. No espera, sin embargo, que vuelva a repetirse el “salto” registrado en enero.

Los diarios nacionales informan de que el Ejecutivo de Mirek Topolánek aprobó este lunes una enmienda a la ley electoral, encaminada a evitar los empates electorales.

Dicha enmienda estipula que el ganador de los comicios recibirá un premio en forma de unos escaños más que se sumarán a los que obtenga a raíz del número de votos.

Foto: CTK
Mladá Fronta Dnes comenta que el Gobierno tendrá problemas con imponer la modificación a la ley electoral. En el propio gubernamental Partido Cívico Democrático hay bastante gente a la que le gusta más el sistema mayoritario, que disminuye el papel de los partidos menores.

Právo informa en portada que la presidencia checa de la Unión Europea quiere convocar antes de finales de febrero una cumbre informal de los jefes de Estado y de Gobierno comunitarios sobre las medidas anticrisis.

El rotativo cita las palabras del primer ministro checo, Mirek Topolánek, quien ha explicado que el último impulso para convocar la cumbre extraordinaria han sido para él las medidas selectivas y proteccionistas del presidente Sarkozy.

Hospodářské Noviny opina que Topolánek quiere aprovechar la oportunidad para reiterar a los demás gobernantes comunitarios los principios fundamentales de la Unión Europea y obligarlos a asumir el compromiso político de que se abstendrán de medidas proteccionistas y respetarán los principios de la competición económica.

Mladá Fronta Dnes señala en primera plana que la policía checa endurece sus actuaciones contra los conductores que infringen el Código de Tránsito. Empieza a confiscar coches por exceso de velocidad. El jefe de la Policía de Tránsito, Leoš Tržil, explicó:

”A los conductores que cometan exceso de velocidad impondremos las llamadas fianzas para asegurarnos de que comparecerán ante la comisión de infracciones que sancionará sus faltas. Si el conductor no paga la fianza, le confiscaremos temporalmente su coche”.

En pasado enero los policías lo hicieron cuatro veces y ahora quieren confiscar con mayor frecuencia los coches de los infractores, puntualiza Mladá Fronta Dnes. El endurecimiento de las sanciones se debe al hecho de que durante el pasado enero 75 personas perdieron la vida en accidentes de tránsito, 12 más que el año pasado.