Los sueldos en Chequia registran su menor avance en 12 años

Foto: Archiv Radia Praha

El alcance de la huelga de un día prevista para este miércoles; el pronóstico del incremento salarial para 2011 en Chequia y la poca atención que dedican algunos padres checos al uso de Internet por parte de sus hijos. Éstos son algunos de los temas que comenta la prensa checa de este martes.

Más de 2.500 escuelas del país se sumarán a la huelga del miércoles, escribe en portada Mladá Fronta Dnes.

Algunos centros de enseñanza permanecerán cerrados del todo, en otros no se servirá comida. Y es que la reducción salarial planeada por el Gobierno para el próximo año no debería afectar a los profesores, pero sí al resto del personal de la educación.

También algunas oficinas públicas estarán cerradas el miércoles. Su lista será publicada este martes en la página web de la Confederación Sindical Checo-Morava.


Los hospitales y otros centros sanitarios funcionarán como los fines de semana. Por su parte, los policías, los bomberos y los transportistas se sumarán sólo simbólicamente a la protesta, sin que ello afecte de alguna manera al público, indica el periódico.

Someterse a una operación por la mañana y salir del hospital el mismo día por la tarde será algo normal a partir del próximo año en la República Checa, escribe Lidové Noviny.

Los hospitales, que en 2011 recibirán del Estado menos dinero, se verán obligados a ahorrar y la llamada cirugía ambulatoria es una opción para conseguirlo.

Se aplicaría en operaciones de la vesícula biliar, hernias, el apéndice, en cirugía de cataratas y en algunas operaciones ginecológicas, urológicas y ortopédicas sencillas, enumera el diario.

La cirugía ambulatoria tiene pleno apoyo del ministro de Salud, Leoš Heger, que opina que debería utilizarse mucho más que antes. “Mientras que en Estados Unidos, por ejemplo, el 30 por ciento de todas las operaciones se hacen ambulatoriamente, en Chequia es menos del cinco por ciento”, argumenta el ministro.

También muchos médicos, especialmente privados, se muestran a favor. Según ellos, las intervenciones ambulatorias eliminan el riesgo de infecciones secundarias en pacientes, escribe Lidové Noviny.


El salario real aumentó una décima durante el tercer trimestre de este año en la República Checa. Se trata de la menor subida de los últimos 12 años, informa Hospodářské Noviny.

De los datos publicados este lunes por la Oficina de Estadísticas resulta, entre otras cosas, que los sueldos de los empleados públicos han disminuido este año el 3,6 por ciento, que es el máximo histórico.

Los economistas pronostican que la situación empeore en 2011. Se espera que el salario medio bruto aumente en tan sólo 0,6 por ciento, cuatro décimas menos que este año, indica el rotativo.


Por primera vez en la historia del país, los expertos informáticos cobran más que los empleados bancarios, informa Mladá Fronta Dnes.

Según estadísticas oficiales, los informáticos checos cobran actualmente una media de 1.730 euros al mes, es decir, 15 euros más que los empleados de los bancos, que hasta el presente siempre han sido mejor remunerados.

El motivo es que las tecnologías informáticas son las que mejor y más rápido se han recuperado de la crisis económica, opinan los expertos. El salario medio bruto en la República Checa es de 945 euros mensuales, recuerda el diario.


El 10 por ciento de los padres checos no sabe qué hacen sus hijos en Internet, anuncia en portada Právo.

Según un sondeo realizado recientemente por la Oficina de Estadísticas, el 10 por ciento de los checos menores de edad tiene una libertad absoluta a la hora de navegar por Internet.

De la encuesta se desprende, que el 90 por ciento de los padres checos controla cómo sus hijos usan Internet y sólo el 44 por ciento lo hace regularmente.

Los sicólogos infantiles insisten en que los padres deben conocer detalles de la vida virtual de sus hijos, con quiénes se comunican y con quiénes intercambian información privada sobre su persona y su familia.

El uso de la computadora e Internet es algo totalmente natural para la mayoría de los menores checos. Según el sondeo de la Oficina de Estadísticas, nueve de cada diez jóvenes checos de entre 10 y 15 años de edad tienen acceso a la computadora y a Internet, escribe Právo.