Las elecciones presidenciales se celebrarán en febrero de 2008

r_2100x1400_radio_praha.png

El mandato de Václav Klaus, actual presidente checo, concluye el próximo año. Y aunque él se presentará a una reelección, también habrá otros candidatos al cargo. ¿Quién será el nuevo líder del país? Se sabrá en febrero.

Según la Constitución checa, las elecciones presidenciales deben celebrarse entre el 7 de febrero y el 7 de marzo. Václav Klaus y el presidente del Senado, Premysl Sobotka, prefieren realizar los comicios lo antes posible, es decir, en la primera mitad de febrero de 2008.

"Nos hemos puesto de acuerdo para el mes de febrero, pero la última palabra la tiene Miloslav Vlcek, presidente de la Cámara de diputados", dice Sobotka. Vlcek, que en estos días está de vacaciones, se da por ofendido. Le corresponde a él llamar a la Cámara Baja para decidir la fecha de las elecciones. Sobotka dice que no pretendía meterse en sus competencias.

"Creo que tengo derecho a decidir cuándo me encuentro con el Presidente y que depende sólo de nosotros dos. Por supuesto, sobre la fecha de las elecciones finalmente decidirá el presidente de la Cámara de diputados. Sólo quería prepararme para la discusión que está planeada para agosto".

En la República Checa al Presidente lo eligen los diputados y los senadores. Klaus sigue siendo el único candidato oficial, apoyado por el gubernamental Partido Cívico Democrático. Los demás partidos políticos hablan, sobre todo, del ex ministro de Relaciones Exteriores, Jirí Dienstbier, que ahora está negociando con los líderes de los partidos para ganar su apoyo en las elecciones.

Los nombres de los candidatos opositores a Klaus serán anunciados en septiembre. La ley permite a los candidatos apuntarse a las elecciones presidenciales incluso un día antes de la votación. Sin embargo, Sobotka prefiere concluir la lista antes para que los ciudadanos puedan conocer a los candidatos con anticipación.

El presidente del Senado no tiene reparo en reconocer su pleno apoyo a Klaus. "Le dije que haría lo máximo para que fuera nuevamente elegido Presidente", dice Sobotka.