La snowboardista Ledecká se convierte en otra leyenda checa del deporte de invierno

Mientras que en las semifinales Ester tuvo que luchar duramente, en la final triunfó cómodamente. Foto: ČTK.

A los 19 años de edad, Ester Ledecká se ha convertido en una de las leyendas checas del deporte de invierno. La competidora en snowboard se proclamó este jueves campeona mundial en la modalidad de slalom paralelo en Lachtal, Austria.

Las medallistas mundiales de 2015: Julia Dujmovits, Ester Ledecká y Marion Kreiner (de izquierda). Foto: ČTK.
Ester Ledecká se proclamó primera campeona mundial checa de snowboard en toda la historia. La joven competidora pudo disfrutar de ponerse de lado de las leyendas nacionales del deporte de invierno de la talla de la esquiadora de fondo Kateřina Neumannová, la patinadora de velocidad Martina Sáblíková y, sobre todo, de su abuelo, el jugador de hockey sobre hielo Jan Klapáč, que ganó con la selección checoslovaca el campeonato mundial de 1972.

“Aún no puedo creérmelo. ¡Es increíble y absolutamente estupendo! Este ha sido uno de mis mayores sueños, porque mi abuelo es campeón mundial y yo siempre he querido ser como él. Por lo menos me acerqué un poco a su grandeza. He cumplido mi sueño, así que tengo sensaciones fantásticas”, dijo.

Mientras que en las semifinales Ester tuvo que luchar duramente, en la final triunfó cómodamente. Foto: ČTK.
La snowboardista nació en una famosa familia checa. Mientras que su abuelo fue un excelente delantero de hockey sobre hielo, su padre brilla en los escenarios musicales del país. El cantautor Janek Ledecký tiene solo un reparo en cuanto a la actuación de su hija en las pistas alpinas.

“Tengo que pedir disculpas a todos los fans que al cruzar la meta siempre parezco muy enfadada. Pero no es así, simplemente es porque me concentro a tope. Mi papá me dice que debería sonreír un poco. Pero aunque no lo haga, adentro me estallan verdaderos fuegos artificiales si gano una eliminatoria”, aseguró Ester.

Un total de cuatro fuegos artificiales estallaron dentro de la competidora este jueves en la ciudad de Lachtal. Después de terminar en segundo lugar en la clasificación, Ledecká derrotó en los octavos de final a la japonesa Tomoka Takeuchi y en cuartos venció a la rusa Yekaterina Tudegesheva.

La joven se proclamó campeona mundial, al igual que su abuelo. Foto: ČTK.
En las semifinales, la checa sostuvo una contienda tenaz contra la austriaca Marion Kreiner, a la que derrotó por apenas 24 centésimas de segundo, mientras que en la final se impuso cómodamente a otra austriaca, Julia Dujmovits, que tras cometer un error ni siquiera llegó a la meta.

Ledecká se había proclamado doble campeona mundial en la categoría júnior en 2013. En la Olimpíada de Sochi del año pasado logró la sexta y séptima posición en el eslalon paralelo y eslalon paralelo gigante, respectivamente.