Ex canciller checo viajó de incógnito a Cuba para respaldar a la oposición

r_2100x1400_radio_praha.png

El antiguo ministro de RR.EE. checo y actual líder del democristiano Partido Popular, Cyril Svoboda, criticó la postura pragmática de la Unión Europea en torno al régimen cubano. El político realizó una visita privada a la isla y se reunió con la oposición que le informó sobre la violación de los derechos humanos en Cuba.

El ex canciller checo Cyril Svoboda no comparte la decisión de los países de la Unión Europea de ampliar el diálogo con el régimen cubano, tal como fuera acordado recientemente por los Veintisiete.

Cyril Svoboda viajó de incógnito a Cuba. Se reunió con diferentes representantes de la disidencia anticomunista y volvió convencido de que el pragmatismo europeo no representa ningún aporte para los demócratas cubanos.

“Puedo decir que Europa debería avergonzarse de lo que está haciendo en Cuba. El pragmatismo europeo no ayuda a mejorar la situación en torno a los derechos humanos. Al menos las embajadas de la República Checa, Holanda y Polonia, distribuyen medicamentos entre los más necesitados, las demás temen enfadar al régimen”, subrayó.

Durante su gestión al frente de la cartera de Relaciones Exteriores, Cyril Svoboda, mantuvo una postura firme a la hora de apoyar a la disidencia anticomunista cubana. El antiguo diplomático espera que el nuevo Gobierno checo, que saldrá de las elecciones anticipadas de otoño, vuelva a presionar a los Veintisiete para lograr una mayor solidaridad con los que luchan por la libertad y la democracia en Cuba.

“Cuba es un país en el que gobierna un régimen totalitario, y nosotros deberíamos tomar eso en cuenta a la hora de comunicar con ellos. Estoy de acuerdo de que debemos mantener algún tipo de diálogo, pero no en detrimento del apoyo a las fuerzas democráticas”, insistió Svoboda.

Ante la postura de los Veintisiete de ampliar el diálogo político con el régimen cubano, el democristiano Partido Popular, liderado por Svoboda, decidió publicar en sus páginas una lista con los nombres de los presos políticos cubanos.

Los demócratas cristianos checos iniciaron, a la vez, una campaña para recomendar a los altos cargos de la Unión Europea, que visiten Cuba, que se entrevisten también con representantes de los movimientos disidentes cubanos.