El ministro de AA. EE. checo sufre un grave accidente automovilístico

r_2100x1400_radio_praha.png

El ministro de Asuntos Exteriores checo, Cyril Svoboda, resultó gravemente herido en un accidente automovilístico. Su lesión puede complicar la votación parlamentaria sobre la enmienda a la ley del impuesto sobre el valor añadido.

El ministro de Asuntos Exteriores checo, Cyril Svoboda, foto: CTK
El accidente tuvo lugar ayer jueves en torno a eso de las diez y media de la noche en la autopista D 1, en el tramo entre las ciudades de Prostejov y Brno. Cerca de la ciudad de Vyskov, la autopista está cerrada por obras continuando el tráfico por una vía rápida. En ese lugar el Audi del ministro de AA. EE., Cyril Svoboda, abandonó la pista, probablemente debido a alta velocidad.

"El vehículo se desvió a la izquierda en vez de girar en una curva hacia la derecha, cuando salió de la calzada y volcó en una pendiente", informó la Policía.

Svoboda sufrió heridas en la parte cervical de la columna vertebral, sin que resultara perjudicado el cordón espinal. Después de someterse a una operación en el hospital de Vyskov, su estado de salud está estabilizado y va mejorando.

Cyril Svoboda, foto: CTK
El accidente del jefe de la diplomacia y viceprimer ministro checo puede causar una desagradable complicación para la votación parlamentaria sobre la enmienda a la ley del impuesto sobre el valor añadido. Después de que hace una semana el presidente de la República, Václav Klaus, vetara dicha ley, la Cámara de Diputados volverá a votar sobre la enmienda el próximo martes. El voto del ministro, que es al mismo tiempo diputado, faltará a la coalición gubernamental para mantener la frágil mayoría durante la aprobación de la enmienda. En la Cámara Baja, que cuenta con 200 miembros, la coalición ocupa 101 escaños. En la ley del impuesto sobre el valor añadido el Gobierno deposita su futuro destino.

No es la primera vez que un accidente de tráfico ha intervenido en la vida de un político de este país. El más grave ocurrió en septiembre de 1992. Su víctima fue el entonces presidente del Parlamento Federal checoslovaco y protagonista de la Primavera de Praga de 68, Alexander Dubcek, quien murió dos meses después del accidente a consecuencias de las heridas sufridas.