EE.UU. y su política de visas

r_2100x1400_radio_praha.png
0:00
/
0:00

La República Checa inicia este lunes una gran campaña con el fin de convencer a las autoridades estadounidenses para que eliminen la obligación de visados para los ciudadanos checos.

Viajar a Estados Unidos sin visa. Ese es el deseo de muchos ciudadanos checos. Casi dos décadas después de que la República Checa derrotara al comunismo y tiempo después de que el país se integrara a la OTAN, a la Unión Europea y a una serie de instituciones internacionales, Washington mantiene una dura política de visados frente a los países poscomunistas.

La embajada de la República Checa en EE.UU. inicia este lunes una gran campaña para explicar a las autoridades estadounidenses porqué Praga estima que podría ponerse fin a la obligatoriedad de visas para los ciudadanos checos.

En cooperación con una serie de Organizaciones No Gubernamentales, la embajada checa enviará cartas a miles de compatriotas checos en EE.UU. En las misivas encontrarán un texto que podrán firmar y enviar a su congresista pidiéndole que intervenga a favor de la eliminación de las visas para los checos.

El embajador checo en EE.UU., Petr Kolar, sostuvo que es necesario convencer al Congreso de que la República Checa no representa ningún peligro para Washigton, sino todo lo contrario, "los checos somos aliados", acentuó el diplomático.

Con la campaña se trata de llevar el tema de las visas a un nivel político, de tal manera que se pueda debatir en diferentes foros y no únicamente en el consular.

En el exclusivo "club" de los países que no necesitan visa para EE.UU. hay 27 países. Entre ellos se encuentran los miembros más antiguos de la Unión Europea, mientras que de los nuevos miembros de Europa del Este el único es Eslovenia.