Dos artistas colombianos presentan sus cuadros en Praga

r_2100x1400_radio_praha.png

En la galería Etna, de Praga, fue inaugurada recientemente una exposición de pinturas y gráficas de dos artistas colombianos. Andrés y Gustavo López, padre e hijo, trabajan en la capital checa desde hace varios años y su exposición en la galería Etna no fue, por lo tanto, su primera.

Andrés López se especializa en el arte gráfico. Sus obras expuestas en la galería de Praga fueron inspirados mayormente por el mundo animal, especialmente por los toros, cuyos cuerpos y esqueletos predominaban en la colección presentada.

"Esta serie que trabajo últimamente son animales imaginarios. Yo creo que la República Checa tiene mucho más pasado y mucho más historia a nivel de pintura que, por ejemplo, nuestros países latinoamericanos. En lo que se refiere a la gráfica, acá hay una gran trayectoria. Hay muchos laboratorios de grabado y hay mucha gente que viene trabajando esto desde hace muchas generaciones."

Gustavo López estudió arquitectura y se dedica a la pintura desde hace más de veinte años. Durante su estancia de varios años en Praga, Gustavo López ha ofrecido al público capitalino dos exposiciones. El artista colombiano calificó el tiempo que ha pasado en Praga de muy inspirativo y fructuoso, que le ofreció muchas oportunidades de contactarse con artistas checos y conocer de cerca la cultura de este país.

"He notado que la pintura checa contemporánea está un poco escondida. Me gustaría conocer más acerca de los artistas nuevos y de todos los movimientos surgidos después de los cambios. Pero desafortunadamente no es muy fácil acceder a esto. Y en esto juegan un papel muy importante las galerías."