‘Cobra’ se anota importantes éxitos en la lucha contra la evasión de impuestos

Foto: hin255, FreeDigitalPhotos.net

Creado hace menos de un año, el equipo especial de la Policía Financiera, conocido como ‘Cobra‘, impidió evasiones de impuestos por más de 70 millones de euros. Los ministerios del Interior y Finanzas consideran que la creación del equipo ha sido todo un acierto.

Milan Chovanec, foto: Archivo de la Cámara de Diputados del Parlamento de la República Checa
La lucha contra la corrupción es uno de los temas preferidos de las campañas electorales y se repite tras la llegada de un nuevo Ejecutivo al poder.

Hace nueves meses atrás el ministro del Interior, Milan Chovanec, con una cobra de plástico en la mesa, anunció con bombos y platillos la creación de un equipo policial para combatir la evasión de impuestos.

Su comparecencia ante los medios de comunicación fue más bien escueta, pero con firmeza anunció que la creación de ‘Cobra’ era un asunto que iba en serio.

Entre los operativos más exitosos mencionan las actividades de dos empresas que trataron de evadir impuestos por más de 70 millones de euros. Una de las compañías se dedicaba a exportaciones ficticias a países de la Unión Europea, indicó Jiří Žežulka de la Dirección General de Finanzas.

Jiří Žežulka, foto: Archivo de TA3
“Los individuos exportaban mercadería que nunca abandonaba el país. Gracias a la documentación falsificada ‘limpiaban’ sus productos del IVA y después los vendían con grandes ganancias y sin pagar impuestos”.

Otra empresa dedicada a la venta de imprentas trató de ocultar impuestos por unos 30 millones de euros, indicaron fuentes de Cobra.

El viceprimer ministro y jefe de la cartera de Finanzas, Andrej Babiš, saludó la labor y resultados de los especialistas en la lucha contra la evasión de impuestos, pero advirtió que hay mucho trabajo por delante.

Foto: hin255, FreeDigitalPhotos.net
“Diferentes empresas auditoras calculan que la posible evasión de impuestos puede llegar a rondar los cuatro mil millones de euros”.

Los miembros de Cobra, todos especializados en la lucha contra la criminalidad financiera, fueron reclutados de las filas de aduaneros, policías y funcionarios de la Dirección General de Finanzas.

El primer ministro, Bohuslav Sobotka, tiene la esperanza de que al final de su mandato ofrecerá una serie de importantes victorias en la lucha contra la corrupción, uno de los grandes males que asfixia el desarrollo de la sociedad checa.