Chequia continúa atrayendo inversión nacional y extranjera

Foto: tungphoto, FreeDigitalPhotos.net

La República Checa sigue siendo un buen destino para invertir. Sólo durante 2014, CzechInvest apoyó 147 proyectos por valor de más de 3.000 millones de euros. Los principales inversores extranjeros continúan siendo estadounidenses y alemanes, aunque cada vez hay más interés por parte de empresas asiáticas.

La agencia gubernamental CzechInvest concluyó durante el año pasado 147 proyectos por valor de 3.178 millones de euros. Inversiones que desde la compañía aseguran que han creado 16.000 puestos de trabajo, 6.000 de ellos en Moravia y Silesia, regiones con altas tasas de desempleo.

Según el ministro checo de Industria y Comercio, Jan Mládek, el aumento del interés y de la actividad de los inversionistas extranjeros reflejan la gradual recuperación del mercado europeo, impulsado principalmente por la industria automotriz. Para Mládek, la República Checa es una de las zonas más atractivas de la región para los inversores, principalmente estadounidenses y alemanes.

Karel Kučera, foto: Archivo de CzechInvest
Las industrias automotriz y del metal fueron las que se beneficiaron de la mayoría de las inversiones. Un ejemplo de la primera es la empresa surcoreana de fabricación de neumáticos Nexen Tire, que levantará una nueva planta al norte de Bohemia, con una inversión de 800.000 euros. O el caso de la expansión de Brose CZ en Rožnov pod Radhoštem y Kopřivnice, por valor de cerca de 97 millones de euros.

La mayor parte de las inversiones en la República Checa se realizaron en la primera mitad del año, cuando los inversores se beneficiaron de beneficios fiscales más ventajosos. "La segunda mitad del año fue más débil, así que tenemos que hacer un esfuerzo mayor para atraer inversiones", dijo el CEO de CzechInvest, Karel Kučera, añadiendo que se necesitaba ya la aplicación de una nueva ley de incentivos.