Resumen de la Prensa Checa

r_2100x1400_radio_praha.png

Por Andrea Fajkusová

Aprobada la importación de automóviles usados de hasta ocho años de antigüedad, destaca en primera plana la prensa nacional. El proyecto, apoyado sobre todo por los diputados de los partidos de Derecha del Parlamento checo, extendió el actual límite de antigüedad que era de cinco años.

La decisión de la Cámara Baja fue criticada agudamente por el ministro socialdemócrata de Transporte, Jaromír Schling, indica el diario financiero Hospodárské Noviny. El ministro teme que la República Checa pueda convertirse en un cementerio de coches de Europa. Por el contrario, los importadores aplaudieron el cambio. Esto les permitirá ofrecer a los clientes automóviles cuyo precio no exceda de las 100 mil coronas, equivalentes a unos 2 mil 700 dólares, que son los más solicitados en el mercado checo.

El diario Lidové Noviny informa en portada que la Policía checa acusó de asesinato a dos ex agentes de la Policía Secreta checoslovaca quienes hace 45 años perpetraron un ataque con bomba dirigido contra políticos franceses. Desde 1996 se ocupa del caso la Oficina de Documentación e Investigación de los Crímenes del Comunismo.

Según la acusación, los agentes comunistas enviaron el 13 de mayo de 1957 una caja de puros al prefecto de Estrasburgo, suponiendo que éste la abriría al inaugurar la recepción que cerraba la sesión de la Comunidad Europea de Carbón y Acero. Sin embargo, la víctima del atentado fue al final la esposa del prefecto.

El diario señala que con el ataque debía culminar una campaña de desinformación dirigida contra Alemania, iniciada para hacer fracasar el proceso de reconciliación alemana-francesa y con ello la fundación de la Comunidad Europea.

Todos los diarios nacionales informan sobre el proceso judicial contra el ex disidente, cazador de comunistas y ex oficial del Servicio de Inteligencia checo, Vladimír Hucín. Este enfrenta las sospechas de haber violado las leyes vigentes al luchar contra los representantes del antiguo régimen comunista.

El proceso, iniciado ayer ante el Tribunal del Distrito de Prerov, Moravia Central, fue suspendido porque los abogados de Hucín acusaron al Tribunal de prejuicios. A la audiencia acudieron decenas de simpatizantes de Hucin, que posteriormente tuvieron que abandonar la sala por interrumpir el procedimiento con gritos y rechiflas.

El diario Právo publica en su suplemento literario una entrevista con la antropóloga y lingüista, Jarka Stuchlíková, que vivió entre 1969 y 1973 junto con su marido, el etnógrafo Milan Stuchlík, en medio de reservas indígenas en Chile. Sobre su estancia en este país escribió el libro Indios, políticos, coroneles.

En la entrevista la antropóloga cuenta sobre la vida de los mapuches, sus costumbres y leyendas. Comenta también la situación política en América Latina en los años 60 y 70. Cocer a Pinochet en aceite caliente no sería suficiente. De esta forma Jarka Stuchlíková expresa su condena al golpe de estado que protagonizó el militar en Chile.

Comparando las dictaduras de este país latinoamericano y de Checoslovaquia, la antropóloga opina que Pinochet no ha logrado obligar a los chilenos a perder la noción del bien y del mal, mientras que en su patria comunista la frontera entre lo que es crimen, colaboración con el régimen y vida común nunca fue tan ostensible.

Un mal no especificado, conocido entre los médicos checos como el síndrome olímpico, afecta en los últimos días a la población masculina checa, escribe bromeando el diario Právo. Los consultorios se llenan de jóvenes quienes para poder seguir las transmisiones nocturnas de la competiciones de los Juegos Olímpicos de Salt Lake City disimulan estar enfermos.