Los grabados de Andy Warhol están en Praga

Andy Warhol vuelve a la capital checa. Sus grabados se exhiben en el Museo Kampa de Praga y los visitantes podrán admirarlos hasta finales de septiembre.

Reliquias desastrosas: Grabados seleccionados se llama la exposición, inaugurada el pasado 19 de julio, que reúne 21 obras de Andy Warhol, uno de los padres del arte pop.

El tema común de estos 21 grabados es la catástrofe. El comisario de la exposición, Jirí Machalický, explica por qué han decidido presentar en Praga precisamente esta parte de la obra de Warhol.

"Hasta ahora no había sido organizada ninguna exposición con este tema. Además, Andy Warhol está relacionado estrechamente con la antigua Checoslovaquia o mejor dicho, con Eslovaquia, ya que sus padres nacieron en el pueblo de Míková, situado al noreste de la actual República Eslovaca".

Muchos de los grabados expuestos forman parte de la serie creada a principios de los años 60 y reflejan la preocupación de Warhol por la muerte y su obsesión por los "quince minutos de gloria".

Algunas obras documentan la vida de personas famosas, como el retrato de Jackie Kennedy. Otras, de gente normal y corriente. Éstos son, por ejemplo, los grabados inspirados en los disturbios raciales de Alabama o en accidentes de aviones o coches.

Andy Warhol nació en 1928, en Pittsbourgh, Estados Unidos, en el seno de una familia de emigrantes rutenos. Estudió diseño en el Instituto Tecnológico de Carnegie. Después de graduarse se mudó a Nueva York.

Andy Warhol (Foto: CTK)
En la década de los 60 se hizo famoso por sus retratos de varios productos americanos, como la sopa de Campbell y Coca-Cola, así como de estrellas de cine, como Marilyn Monroe y Elizabeth Taylor.

Más tarde se convirtió con su estudio, The factory, en uno de los protagonistas de la cultura pop americana.

Un museo sobre su vida y su obra fue inaugurado hace 16 años en Medzilaborce, ciudad situada cerca del pueblo natal de sus padres, en Eslovaquia.