Líderes estudiantiles venezolanos alertan sobre autoritarismo de Chávez

Freddy Valverde con Joaquín Ortega, Angela Sposito y Yessenia Rincón (Foto: Kateřina Oratorová)

Con este espacio, "Del Totalitarismo a la Democracia", Radio Praga trata de ofrecer un vistazo sobre lo que ha representado el proceso de transición en la República Checa. Este espacio está dedicado a todas las personas interesadas en conocer detalles sobre la transformación checa desde la dictadura comunista hasta la democracia, por lo que creemos que encontraremos muchos radioescuchas en Cuba, donde importantes sectores de la población se preparan también para un proceso de cambio pacífico en la Isla.

Freddy Valverde con Joaquín Ortega, Angela Sposito y Yessenia Rincón (Foto: Kateřina Oratorová)
Durante una gira por varios países europeos, representantes del opositor Movimiento Estudiantil de Venezuela hicieron un alto en Praga para explicar a la opinión pública y las instituciones gubernamentales la situación que atraviesa su país bajo el mando del presidente Hugo Chávez. Radio Praga conversa con las estudiantes Ángela Sposito y Yessenia Rincón, y con el profesor Joaquín Ortega, de la Universidad Central de Venezuela.

FV: Bienvenidos al programa. ¿Cuál ha sido el motivo de esta gira por Bulgaria, la República Checa y Eslovaquia?

JO: “Esta visita implica una búsqueda de la mayor cantidad de espíritus democrático posibles. La idea es plantear algo distinto a la propaganda oficial, y más allá de la ortodoxia con la que se ha vendido el formato opositor en Venezuela. No hay duda que el escenario polarizado de la oposición ha favorecido muchas veces al gobierno, y lo que nosotros queremos es dar una perspectiva distinta y explicar cuan peligroso se está volviendo vivir en Venezuela, más allá de la inseguridad. A partir de la inestabilidad que puede generar este proyecto para la región”.

FV: Ángela, ¿nos podrías profundizar en el tema del papel que está desempeñando el estudiantado de Venezuela para denunciar las irregularidades del gobierno del presidente Hugo Chávez?

AS: “Los estudiantes han jugado un papel fundamental desde el año pasado ya que han generado la esperanza de que las luchas democráticas en nuestro país si tienen salidas y fines concretos que se pueden alcanzar. Un ejemplo de ello fue el triunfo en el referéndum del 2 de diciembre, donde la comunidad estudiantil se organizó para mostrare a la población cuales serían las consecuencias de la reforma constitucional que promovía el presidente Chávez, así como para supervisar las mesas en los centros de votación y hacer un conteo en tempo real de los resultados. El año pasado hubo alrededor de 1600 protestas, casi todas reprimidas con violencia por los cuerpos de seguridad del Estado y los organismos paralelos que mantiene el régimen”.

CG: Si no me equivoco, ha sido muy polémico el caso de estudiantes que han fallecido, obviamente muchos han sido arrestados. ¿Hay algún tipo de monitoreo al respecto? ¿Existen organismos que manejen cifras sobre este tipo de casos?

AS: “Si. Las principales instituciones que manejan datos de este tipo son Provea, Foro Penal y Vigilantes por Venezuela, que tiene su sede en el extranjero. Foro Penal contabilizó 200 adolecentes de entre 11 y 16 años de edad detenidos por más de tres días, sin contacto con sus padres, sin derecho a un abogado y sin alimentación. Y todo esto quedó impune. Además hay unos 600 jóvenes en régimen de presentación, es decir, cada quince días deben acudir a un tribunal, no pueden salir de su ciudad y no tienen derecho de protesta bajo amenaza de ir detenidos. Además ha habido muchos heridos. Lamentablemente en el mes de diciembre dos compañeros nuestros fallecieron bajo circunstancias sospechosas. En uno de los casos el automóvil de nuestro compañero explotó y en el otro, aparentemente, fue suicidio. Pero la conducta de los que cometen suicidio tiene matices como el de dejar una carta o hacer llamadas. Sin embargo, nada de esto ocurrió, por lo que tenemos nuestras sospechas”.

FV: Joaquín, ¿qué es lo que representa el mayor peligro a la democracia, desde el punto del inquilino que se encuentra en el Palacio Presidencial en Venezuela?

JO: “Si bien es cierto que en América Latina existe una tendencia a los liderazgos unipersonales donde justamente el comportamiento carismático es la regla común, el mayor peligro que existe en Venezuela –lo hemos visto a lo largo de estos últimos 9 años de Chávez en el poder– ha sido el desmantelamiento constante de las instituciones democráticas del Estado, Educación, Salud, Seguridad, etc. En la medida en que no existan instituciones fuertes e imperio de la ley, se genera una anarquía social que puede ser no sólo un peligro para la sociedad, sino también para la convivencia internacional. En el caso venezolano, la Estatal petrolera PDVSA es literalmente la chequera de un proyecto más que continental, individualista. Venezuela no solamente está financiando su propia estructura de clientelismo y corrupción, sino que también está financiando actividades irregulares en Bolivia, Ecuador… mantenemos literalmente a Cuba, tenemos una relación bastante extraña con Argentina en términos financieros, y no hay duda que una casa no se puede mantener sosteniendo cuatro casas a la vez”.

AS: “Otro gran riesgo son la relaciones con las FARC en Colombia. Se registran numerosos casos de secuestro de jóvenes que son reclutados para la guerrilla. Esto se ha presentado desde el año 2005, cuando el líder de las FARC Rodrigo Granda vivía en Venezuela, y tenía incluso cédula venezolana y participó en unas elecciones presidenciales. Pero actualmente se está notando más. Nosotros como demócratas rechazamos el terrorismo y el narcotráfico, y rechazamos que nuestros jóvenes estén siendo adoctrinados y secuestrados para formar parte de estos actos”.

CG: Retomando lo que mencionaba hace un momento Joaquín, sobre el financiamiento a países y movimientos en otros lugares el mundo. En Europa Central ha llamado mucho la atención el tema de las relaciones entre Venezuela y Bielorrusia, este último comúnmente señalado como la última dictadura de Europa. ¿No les resulta extraño este tipo de relaciones?

JO: “El presidente Chávez no hay duda que siempre ha buscado amistades peligrosas. Existe un concepto que es el de los estados forajidos, un tema que ha trabajado mucho el profesor Chomsky, y que sin duda se adapta a estos estados que están al margen de la ley, que violan constantemente los derechos humanos y al mismo tiempo manejan con mano fuerte el ingreso financiero del Estado. Venezuela, para bien o para mal, es un país monoproductor, sólo producimos petróleo. Y a partir de esa monoproducción es que se le da fuerza al resto de la industria nacional. Ha habido una política sistemática del presidente de acabar con la industria nacional y se ha hecho énfasis en una economía de puertos, lo que ha generado en esta etapa un gran capitalismo de Estado, pero que en definitiva representa el surgimiento de nuevas burguesías parasitarias nacidas de la corrupción bolivariana. Se trata tanto de civiles como de militares y gente muy allegada al régimen. Esto lo vemos en el caso de muchos países ex comunistas, donde los nuevos capitalistas son casualmente los que antes eran los directores de los grandes partidos. Estas amistades son peligrosas, especialmente con el presidente iraní, Mahmud Ahmadineyad, que sabemos defiende una política expansionista, de injerencia y genocida al insistir en el antisemitismo en su discurso”.

 Joaquín Ortega (Foto: Kateřina Oratorová)
CG: Se acaba de mencionar la palabra injerencia, algo que clave en este debate. Chávez acusa a Estados Unidos de injerencia en asuntos de Venezuela, sin embargo, se ha demostrado en reiteradas ocasiones que ha habido injerencia de parte del presidente Chávez en otros lugares del mundo. Principalmente financiando campañas políticas, en Perú, México, etc. Me gustaría saber cuál es la opinión de ustedes al respecto…

FV: …Yessenia, ¿podrías hablarnos de ese tema abordando también el tema de injerencia en otros países de la región como Colombia, o también Nicaragua y Cuba?

YR: “Lamentándolo mucho, el presidente Chávez está más preocupado de mantener sus relaciones y amistades con estos países. Gran parte de la riqueza nacional se les dona en proyectos para mantener las relaciones en buen estado. Todo esto ha causado problemas colaterales: la violencia y la inseguridad han aumentado; hay mucho desabastecimiento; las cifras de inflación son cada vez más altas. Y el pueblo venezolano lo siente, en estos momentos se respira un ambiente de descontento con el presidente y hay mucha presión social. Esto ha llegado a cada rincón de Venezuela. Los hospitales están prácticamente en quiebra, en huelga. La aerolínea Aviasa también, hay 2300 trabajadores a los cuales no se les ha pagado a raíz de la nacionalización de la empresa; los bomberos también están en huelga; los profesores lo mismo, las escuelas no funcionan. Y Chávez no hace nada para resolver el problema de los venezolanos. Tenemos una lista llamada Maisanta, creada por el parlamentario Luis Tascón y que es una base de datos de todos los opositores que se han manifestado en contra del régimen. A estas personas se les niega el trabajo, créditos, divisas para viajar, etc. Es algo realmente preocupante”.

JO: “No hay duda que el doble discurso es un arma retórica de un liderazgo carismático, como es el de Chávez, y no hay mejor ejemplo de la pérdida de soberanía de un país que lo que está sucediendo en Venezuela. Tenemos una injerencia cubana impresionante, no sólo los servicios de seguridad del Estado, sino que a hay terrenos vedados para los venezolanos, donde no pueden entrar. Estamos hablando de negocios en el sector médico, en el azucarero, etc. Y este doble discurso es como cortinas de humo que levanta el presidente constantemente para que no se le puedan ver las costuras a su propio régimen”.

FV: ¿Cuál es el papel de la oposición en Venezuela y cuáles son sus posibilidades de acción?

JO: “Bien. Hay que hablar de esto con muchísima responsabilidad. En estos últimos nueve años ha habido una relación bastante táctica de la oposición tradicional con el gobierno. De hecho, incluso la oposición ha servido de reoxigenante en momentos muy graves del gobierno. Cuando los sistemas políticos caen en crisis muchas veces los partidos políticos, en este caso los causantes del nacimiento del descontento generalizado, que luego fue caldo de cultivo para el éxito del presidente Chávez, buscan y negocian su supervivencia. Entonces no hay duda que los partidos políticos tradicionales en muchos momentos han negociado sus espacios y en cierta medida se siente una relación colaboracionista con el régimen. Por eso –y ésta es otra de las cosas que hay que destacar– el 2 de diciembre la base chavista votó en contra de Chávez. Esto quiere decir que la gente se vuelve más crítica del presidente. Además, la cultura política del venezolano ha crecido.

RP: Especialmente en las clases populares hay una posición mucho más crítica del gobierno.

JO: “No hay duda de que este sector necesitaba una reafirmación de su personalidad y un reconocimiento simbólico por parte del resto del país acerca de sus condiciones económica. Pero esto ya se logró y sienten satisfechas sus necesidades. No hay duda de que los venezolanos no queremos una lucha de clases, hay mediciones constantes donde salen a relucir temas como la relación con los Estados Unidos, con quien nadie quiere un conflicto porque se sabe que es nuestro primer socio comercial. La gente quiere ahorrar, trabajar, sabe que ser rico no es malo… como lo predica el presidente. En última instancia se busca el asenso social, pero sin negar al otro. Es decir, si en verdad el discurso de odio social hubiese calado en esas clases, no existiría el país. Otra cosa interesante, utilizando la metáfora del cuerpo humano, el sistema político venezolano ha sido sometido a altas dosis de autoritarismo, pero las defensas han subido. Afortunadamente. En un momento pensamos que estaba muerto el cuerpo político venezolano, pero no. Una muestra de ello son los estudiantes que en la calle causaron verdadero terror en las estructuras de pensamiento del gobierno. Asimismo, entre los estudiantes se registra el nacimiento de un nuevo liderazgo”.

YR: “Creo que uno de los beneficios que ha traído todo esto es precisamente el despertar de los jóvenes, de luchar por nuestros derechos, por la democracia y para que el presidente no siga imponiendo su posición. Queremos un país libre, son polarización, donde quepamos todos los venezolanos. Queremos igualdad, ya que todas las instituciones del Estado están parcializadas hacia el gobierno. Y esto afecta en muchos ámbitos. En el proceso judicial de alguno de los estudiantes, de los mismos presos. Y por eso estamos luchando, para que haya un equilibrio político para que los sistemas funcionen como en un país democrático”.

CG: El presidente Chávez ha dado a entender en varias ocasiones que se mantendrá en el poder, a pesar de haber sido revocado en el referéndum del 2 de diciembre. ¿Cómo lo ven Uds.? ¿Va Venezuela hacia un modelo totalitario?

AS: “Estamos ante un régimen de características totalitarias que hará lo posible por evitar lo procesos democráticos. Es curioso, pero el CNE (Consejo Nacional Electoral) no nos ha brindado los resultados totales de ninguno de los procesos electorales realizados en los últimos nueve años. Han ido 11 procesos electorales. Tanto la Asamblea Nacional como las instituciones del Estado son partidarias del régimen. Sin embargo la situación de desabastecimiento o carencia en los hospitales está conduciendo a una explosión social. Pero esa es nuestra lucha. Queremos ante todo que la salida de este régimen sea por la vía democrática y pacífica”.

JO: “Querer es poder. En el caso nuestro, queremos que exista democracia. Esta es una lucha que se da todos los días y la comunidad democrática venezolana ha dado una muestra fehaciente de que quiere vivir libre, con medio de comunicación libres y con la posibilidad de ascender socialmente, y también de que no cree en la reelección indefinida. Así que por ese lado, todo esto ha sido positivo”.

FV: “En 1989 tuvo lugar en la Checoslovaquia la Revolución de Terciopelo, la que derrotó al comunismo y logró el inicio de una transición hacia la democracia. Ese movimiento fue encabezado por los jóvenes estudiantes. Hoy conversamos en Radio Praga con estudiantes y con un joven profesor universitario que llegaron desde Venezuela trayendo aires de democracia, aires de libertad y una gran decisión de luchar por el bien de su país.