La oposición propone elección directa del Presidente de la República

Vaclav Havel

Gran parte de los políticos checos está a favor de la elección tradicional del Presidente de la República Checa por los diputados y senadores. En contra está el oposicionista Partido Popular, cuya opinión comparte la mayoría de los ciudadanos checos.

En relación con las diferentes consideraciones políticas acerca de los candidatos adecuados para la presidencia de la República Checa continúa abierta la cuestión de la posible elección directa del jefe del Estado por parte de los ciudadanos.

Ya desde hace tiempo el democristiano Partido Popular trata de imponer el sistema de elección directa, y su presidente, Jan Kasal, sigue convencido de la eficacia del cambio y del apoyo de la mayoría de sus correligionarios.

En el seno de la oposicionista Coalición de los Cuatro comparte ese mismo criterio la Unión de la Libertad, mientras que en la Alianza Cívica Democrática hay opiniones divergentes.

El presidente del democristiano Partido Popular, Jan Kasal, rechaza abiertamente las especulaciones de que la elección presidencial directa debería posibilitar la reelección de Václav Havel. En las filas de la Coalición de los Cuatro se suele hablar más del presidente del Senado, Petr Pithart, como candidato para la presidencia de la República.

Dividido continúa en este asunto el gubernamental Partido Social Demócrata, aunque su vicepresidente, Zdenek Skromach, no rechaza llevar a la mesa de negociaciones el proyecto de sistema electoral de los Populares y considera justa la elección directa del jefe de Estado. En pro de la elección directa están los comunistas, mientras que abiertamente en contra está el Partido Cívico Democrático de Václav Klaus, que pregona y fomenta el fortalecimiento de la posición del Parlamento en todas las cuestiones del Estado, y en especial en la elección del Presidente de la República.

Autor: Mónica Villegas Gallego
audio