La empresa Bohemia Sekt: tradicional fabricante checo del vino espumoso

r_2100x1400_radio_praha.png

Una copa del vino espumoso contiene aproximadamente un millón y medio de burbujas. Los checos suelen despedirse del año viejo y saludar el año nuevo con esta bebida típica para los momentos festivos, cuyo mayor y tradicional fabricante es en la República Checa la empresa Bohemia Sekt.

Casi tres millones y medio de corchos con el logo de Bohemia Sekt vuelan al cielo la Nochevieja. Casi tres cuartas partes de los hogares checos compran los productos de esta empresa. Si todas las botellas del vino espumoso producidas hasta el presente por Bohemia Sekt se pusieran en fila, rodearían una vez y media el ecuador, 29 veces la República Checa y, en su vuelo a la Luna, habrían recorrido ya una quinta parte de la trayectoria.

La empresa Bohemia Sekt cumplió el año pasado sesenta años de existencia, señala su director general, Josef Vozdecký.

"Fue en 1942 cuando un peletero oriundo de Pilsen compró en Starý Plzenec, uno de los suburbios de esa metrópoli de Bohemia Occidental, una antigua fábrica de cerveza, adaptándola como una empresa vinatera. Entendió muy bien que una superficie de 3 800 metros cuadrados a diez metros bajo tierra y con una temperatura constante es un ambiente ideal para la crianza del vino. El primer producto, "La Viuda Negra", apareció en el mercado checoslovaco en 1945, seguido por el chateau Radyne, producido hasta el presente".

Josef Vozdecký matiza, no obstante, que por aquél entonces se producía en un año lo mismo que se produce hoy en una hora. En 2001 Bohemia Sekt vendió 28 millones de litros de vino espumoso, que son 32 millones de botellas. Su cuota de mercado alcanza el 75 por ciento.

Bohemia Sekt es hoy un holding integrado, además de la empresa del mismo nombre, especializada desde 1953 en la producción de vinos espumosos, también por la firma morava Víno Mikulov.

"Bohemia no es una región con mucha tradición de la vitivinicultura, lo es Moravia. Y la ubicación fuera de la región vitivinícola representa para cada empresa vinatera una gran desventaja. Por ello buscamos una compañía que estuviera en el epicentro de la cultura del vino y en 1997 encontramos Víno Mikulov, de Moravia del Sur".

Víno Mikulov es el mayor fabricante del vino checo. Con catorce millones de botellas vendidas, su cuota del mercado alcanza el ocho por ciento. Bohemia Sekt emplea a 200 personas, Víno Mikulov a 135.

¿Cuál es el surtido de su empresa?

"El surtido de Bohemia Sekt incluye unos 350 productos, pero los más preferidos por nuestros clientes son Bohemia Sekt Demi Sec, muy sabroso sobre todo con postres, y Bohemia Regia Brut, servido como aperitivo o como bebida de bienvenida. El producto más caro es la champaña Louis Girardot brut, producida con una porción elevada de chardonnay, que lleva el nombre de un perito francés, procedente de la región de Champagne, que a finales de los años cuarenta entregaba sus experiencias en nuestra empresa. Y en lo que a Víno Mikulov se refiere, muy popular es la serie de vinos de cepa y con denominación de origen, lanzada en el mercado en 1998. Se conocen como "vinos mariposas", ya que llevan en sus etiquetas el dibujo de una mariposa".

Bohemia Sekt es también el distribuidor exclusivo del vermut italiano Cinzano para la República Checa. La empresa exporta a catorce países, en primer lugar a las vecinas Eslovaquia y Polonia, pero gran demanda por sus vinos espumosos hay también en México.

El director general, Josef Vozdecký, recuerda que el vino espumoso debería servirse enfriado entre los seis y los ocho grados. Para abrir la botella, hay que mantenerla en un ángulo de 45 grados y girar la botella y no el corcho.

Entonces, estimados amigos, ¡a su salud!