Importante descubrimiento de científicos checos facilitará la clonación

r_2100x1400_radio_praha.png

Un equipo de científicos checos, encabezado por el ingeniero Josef Fulka, descubrió que en el proceso de la clonación es importante el nucléolo del óvulo. La prestigiosa revista estadounidense Science publica este viernes los detalles de la investigación.

Para clonar organismos vivos son necesarias dos células, una ovular y otra corpórea. Hasta hoy los científicos consideraban el papel del óvulo como secundario, sirviendo de apoyo a la transmisión de información genética de la célula somática. No obstante, el descubrimiento del equipo científico de Josef Fulka reveló que ambos componentes son importantes.

“Conseguimos demostrar que el óvulo tiene mayor influencia de lo que se pensaba hasta ahora, porque en el proceso de clonación es sustancial la participación de algunos de sus orgánulos, y sobre todo del nucléolo ovular”, explica el científico.

El nucléolo es una parte muy pequeña del núcleo celular, formado por el ácido ribonucleico, portador de información genética. En el óvulo femenino puede incluso encontrarse multiplicado. Desvelar su importancia en el proceso de clonación podría resolver algunos casos de esterilidad femenina.

Este viernes la revista Science publica detalles del método. Demuestra, según Josef Fulka, que la ciencia checa tiene un alto nivel. Para su equipo se trata de un gran éxito.

“Publicar en la revista Science es lo máximo que un científico puede alcanzar. Creo que el sueño de cada persona que trabaja en la ciencia es presentar sus éxitos en esta revista, pero hay poca gente que lo consigue”, dijo el científico.

Desde los años noventa los genetistas checos del Instituto de Ciencia Animal, encabezados por Fulka, experimentaron con la célula ovular. Descubrieron que al removerle el nucléolo, el embrión no se desarrollaba, haciendo fracasar todo el proceso. La clonación consiste en la transformación de la información genética que se encuentra en el núcleo celular. El núcleo del óvulo se sustituye por uno de la célula corpórea y empieza la mitosis, división celular. Sin embargo, los científicos checos llegaron a la conclusión de que en el desarrollo del embrión la participación del nucléolo ovular es imprescindible.