Gobierno necesita mil 300 millones de euros para reforma de pensiones

Varios millones de euros tendrá que ahorrar el Gobierno checo para realizar la reforma del sistema de pensiones, que debería estar lista dentro de dos años.

El 1 de enero de 2008 el Gobierno abrirá una cuenta especial de reserva destinada para cubrir los gastos relacionados con la reforma del sistema de pensiones. Expertos estiman que el Gabinete necesitará depositar en dicha cuenta una suma equivalente a mil 300 millones de euros como mínimo. Eso es lo que costarán las medidas previstas que deberían poner en marcha la reforma.

El ministro de Trabajo y Asuntos Sociales, Petr Necas, explica que es necesario crear un capital básico para los eventuales gastos aumentados de la reforma del sistema de pensiones. Además, hace falta disponer de una base de finanzas para equilibrar la huida de contribuciones al sistema estatal de pensiones en el momento en que los ciudadanos empiecen a ahorrar para su jubilación en mayor medida por su cuenta.

Ministro de Trabajo y Asuntos Sociales, Petr Necas
Los planes del Ministerio de Trabajo cuentan con una nueva ley que a partir del año 2010 posibilite a los ciudadanos depositar aproximadamente un cuatro por ciento del seguro de jubilación obligatorio en una cuenta privada. Este paso motivará a la gente a ahorrar para su jubilación, pero a la vez ocasionará considerables pérdidas al presupuesto estatal.

El ministro Necas planea conseguir las finanzas necesarias de los dividendos de la Empresa Energética Checa, del alquiler de bosques públicos, del impuesto ecológico, del IVA y de las privatizaciones.

La primera fase de la reforma del sistema de pensiones incluye un aumento de la edad de jubilación a los 65 años para hombres y mujeres. Se aplicarán criterios más rigurosos para el otorgamiento de pensiones de invalidez, y los años de estudios universitarios dejarán de sumarse al tiempo de participación en el seguro, que establece el derecho a percibir la jubilación.