Fin de semana negro en las carreteras checas

Foto: ČTK/Černý Vít

Trece personas murieron en accidentes de tráfico en Chequia entre el viernes y el domingo, convirtiéndose en el fin de semana más fatal del año.

Foto: ČTK/Černý Vít

El fin de semana fue el más trágico en las carreteras checas del año en curso. Al menos 13 personas murieron en accidentes de tráfico en la República Checa. Seis de ellas fallecieron el sábado, lo que es el mayor número de muertes en un solo día este año.

Con anterioridad un mayor número de víctimas en accidentes de tráfico había sido registrado los días 12 de enero, 14 de junio y 16 de julio, cuando en las carreteras checas murieron cinco personas cada uno de esos días. El año pasado, el día más trágico en las carreteras fue el sábado 24 de junio, cuando murieron ocho personas.

Foto: ČTK/PR/Policie ČR
Cuatro de las víctimas de este fin de semana fueron motociclistas. El sábado por la mañana murieron dos motociclistas en un accidente cerca de České Budějovice. Según el informe de la Policía checa, chocaron frontalmente cuando uno de ellos trataba de adelantar a un coche.

El tercer motociclista murió por la tarde en una colisión con un automóvil entre los pueblos de Ostružná y Ramzová. El cuarto motociclista falleció cerca de Brno, asimismo en un accidente con un automóvil. La Policía ha informado que el automóvil probablemente no cedió el paso al motociclista al girar.

Tomáš Neřold, director en funciones de la Agencia de Seguridad Vial, Besip, indica que hay varias razones por las cuales los motociclistas son el grupo más amenazado en las carreteras.

“Por una parte, los motociclistas arriesgan mucho y violan el límite de velocidad, por otra parte, los conductores de otros vehículos en las carreteras no prestan atención y no respetan a los motociclistas”.

Una de las víctimas del trágico fin de semana fue un peatón que resultó atropellado por un coche en la periferia del pueblo Šošůvka. La Policía checa busca al conductor del coche, quien huyó del lugar después del accidente.

Foto: Michal Trnka, ČRo
Otra persona falleció en el choque de dos automóviles cerca de Karlovy Vary. En este accidente tres personas resultaron heridas y fueron trasladadas al hospital. El domingo por la mañana murió un ciclista de cuarenta años. Este hombre supuestamente no fue atropellado por un coche, pero se cayó por sí solo. El viernes murieron otras tres personas en las carreteras checas.

Según la portavoz de la Policía de Bohemia del Sur, Štěpánka Uhlířová, una de las razones del gran número de accidentes fatales fue la mayor densidad de tráfico durante el fin de semana.

En los próximos días deberían regresar las temperaturas tropicales a la República Checa. Por lo tanto, la organización Besip aconseja a los conductores que no planifiquen viajes largos y que descansen regularmente por el camino.