El régimen totalitario se estudiará en las clases de historia

El papel del comunismo en la historia de la República Checa, las consecuencias del régimen totalitario en la sociedad desde el punto de vista los historiadores. Ese es el nuevo proyecto del ministro de Educación, Ondřej Liška.

Ministro de Educación, Ondřej Liška (Foto: CTK)
Cómo se vivió en Checoslovaquia durante el comunismo, qué es la ideología comunista y cuáles han sido sus consecuencias sobre la sociedad. Esa será una de las tareas de los maestros de historia en las escuelas secundarias.

La propuesta de la cartera de Educación fue criticada por el Partido Comunista que desconfía que ese capítulo de la historia nacional se explique de manera objetiva.

El ministro Ondřej Liška rechazó la postura de los comunistas y recordó que durante el régimen totalitario la historia fue muchas veces tergiversada.

“El intento del Partido Comunista de intervenir en las clases de historia es algo realmente paradójico, porque precisamente los comunistas tergiversaron la historia durante varias décadas”, indicó el ministro.

La idea de introducir cambios en las clases sobre la historia del siglo XX surgió de la cooperación del Ministerio de Educación y la Organización Humanitaria Hombre en Emergencia.

Un estudio de los activistas demostró que el 77 por ciento de los profesores de historia, de secundaria, se queja de que carecen de manuales para explicar la época del totalitarismo en Checoslovaquia. Alarmante resulta el hecho de que el 60 por ciento de los estudiantes dice no saber nada sobre la época del régimen comunista en el país.

El proyecto comprende charlas con antiguos presos políticos y cursillos especializados para los maestros, ya que muchos educadores confiesan tener dificultades para explicar esa parte de la historia de la nación checa.

El ministro Liška aseguró que la nueva metodología y contenidos de la materia deberán estar listos cuanto antes, para que puedan aplicarse a partir del próximo año escolar.