El euro es una realidad

Introducción del euro, Foto: CTK

La curiosidad y el nerviosismo se apoderaron de 300 millones de europeos que con la llegada del año nuevo vieron desaparecer las monedas nacionales de doce países de la Unión Europea, éstas cedieron su lugar al euro, la moneda única europea.

Introducción del euro en Alemania, Foto: CTK
La introducción del euro representa la mayor operación logística en tiempos de paz, se trató de un ejercicio impecable de coordinación entre doce países. De la noche a la mañana 300 millones de personas se convirtieron en socios, porque a partir de ahora comparten la misma moneda.

Pero la nueva moneda europea no se limitará a la zona euro, será divisa también en Andorra, Mónaco, San Marino, el Vaticano y podrá circular en algunos países de los Balcanes, donde la moneda de referencia es ahora el marco alemán.

En los países candidatos a la Unión Europea, como por ejemplo en la República Checa, el euro tiene seguidores, pero también detractores. Algunas casas de cambio pusieron el grito al cielo porque aseguran que la quiebra es inminente.

Cajero automático, Foto: CTK
Los especialistas en la materia sostienen todo lo contrario, porque estiman que a partir de ahora todo será más sencillo para las casas de cambio.

"No creo que la aparición del euro represente para las casas de cambio un duro golpe. Es cierto que notarán cierta reducción de sus ganancias, pero será muy leve. El trabajo será más fácil, porque desaparecen todas las complicaciones relacionadas con tantas divisas, ahora será prácticamente una", explicó Martin Kupka, economista del Grupo Financiero Patria.

Euro en supermercado, Foto: CTK
La zona euro dispone de un peso económico comparable al de EE.UU., por lo que los especialistas de Banco Central Europeo aseguran que a partir de ahora será más fácil defender los intereses de Europa en el mundo.

Tras el primer día de circulación del euro los políticos europeos no ocultan su satisfacción. El ministro de Finanzas de Alemania, Hans Eichel, dijo que se trataba de "un golpe de acelerador para Europa", mientras que el presidente de la Comisión Europea, Romano Prodi, agregaba que a partir de ahora Europa es más fuerte y más importante. Todos coinciden en que se trata de un gran regalo de año nuevo.

Autor: Federico Picado
audio