El empate entre el Slavia y el Sparta satisface a ambos

Slavia - Sparta, foto: CTK

El Slavia empató a uno en su estadio ante el Sparta en el derbi capitalino que cerró la jornada 23 de la Primera División checa. De esa forma, el líder sigue manteniendo una ventaja de 11 puntos en la clasificación por encima de su archirrival.

Slavia - Sparta, foto: CTK
Una atmósfera fantástica en un estadio lleno acompañó el clásico número 269 disputado entre los grandes rivales de la capital checa. Los 20 mil espectadores vieron un partido apasionante, en el que el Slavia fue mejor, pero al final se regocijó por haber alcanzado por lo menos el empate.

Desde el principio, el Sparta apostó por un sistema defensivo y por rápidos contragolpes, y reforzó ese concepto táctico aún más al abrir el marcador en el minuto 36, gracias a un cabezazo de Roman Hubník. Poco antes de la pausa, Juraj Kucka incluso pudo aumentar las distancias, pero el portero Martin Vaniak rechazó su tiro a quemarropa.

En el segundo tiempo, el Slavia presionó al contrincante y prácticamente no le permitió salir de su mitad del campo. La enorme presión de los locales trajo sus frutos recién en el minuto 82, cuando Petr Janda remató un balón muerto en el área grande.

El Slavia no tuvo fuerzas para darle la vuelta al partido y al final se conformó con el empate, según afirmó el técnico rojiblanco, Karel Jarolím.

“Con respecto al desarrollo del encuentro y tomando en consideración que hemos logrado marcar recién en los últimos minutos, estoy satisfecho. Estaríamos más tristes si no hubiéramos marcado el gol. En fin, estoy más contento con el rendimiento que con el resultado”, indicó.

El Sparta es el primer club que esta temporada logra robar puntos en el estadio del Slavia, pero no le sirve para nada, ya que no alcanza para recortar la enorme ventaja de 11 puntos del líder.

Slavia - Sparta, foto: CTK
Además, se hizo evidente, que hoy día el Slavia supera claramente a su rival en cuanto a la calidad del juego, lo que reconoció incluso el técnico del Sparta, Jozef Chovanec.

“Esperaba que nosotros jugásemos un fútbol mejor. Sin embargo, en la actualidad, el Slavia juega de verdad bien, todos lo pueden ver, así que estamos satisfechos con el empate”.

Al faltar siete jornadas para el fin del campeonato, se puede decir, que solamente un colapso total podría quitarle al Slavia el título, ya que la brecha entre el líder y su perseguidor es demasiado profunda.

El Sparta se concentrará ahora más bien en defender la segunda posición. Sus seguidores más cercanos, el Liberec y el Mladá Boleslav, suman sólo dos puntos menos que el club capitalino.

Autor: Roman Casado
palabra clave:
audio