El coronavirus golpea el tráfico aéreo

Foto: Free-Photos, Pixabay / CC0

La República Checa se ha sumado a la lista de países con escasez de pilotos. Los cursos de capacitación se han cerrado de manera temporal al tiempo que las grandes aerolíneas reducen su personal.

Desde su infancia, Marek Matuš ha querido ser piloto de un avión comercial, pero su sueňo se ha visto interrumpido por la pandemia del coronavirus. Los cursos de capacitación para pilotos han sido interrumpidos en Chequia, al menos por el momento.

En declaraciones a la Radio Checa Matuš dijo que la epidemia ha cambiado los planes que se había trazado, pero que estaba seguro de que tarde o temprano surgirán nuevas oportunidades.

Foto: Jan Vašek, Pixabay / CC0

“Comprendemos que debido a la situación existente no será posible ocupar nuestro sitio en un avión después de terminar nuestro entrenamiento. Deseamos que el sector de la aviación se recupere pronto y ofrezca nuevas oportunidades”.

En Chequia, la capacitación de pilotos requiere de unos dos años de estudios intensos y una inversión de unos 75 000 euros que corre a cargo del interesado.

Vladimír Peroutka, jefe de capacitación de pilotos, describió para la Radio Checa la gravedad del momento que atraviesan los pilotos.

“A finales del aňo pasado faltaban en el mundo 800 000 pilotos. Necesitaban capacitación para volar y cubrir las necesidades a nivel mundial. Después vino la pandemia y hoy podemos utilizar la misma cifra para decir que hay 800 000 pilotos sin trabajo”.

El panorama del sector del transporte aéreo no se presenta nada positivo según comentó Vladimíra Dufková portavoz de la línea aérea Smartwings, una de las principales del país.

“La razón de la reducción del número de empleados es una situación sin precedentes en el transporte aéreo debido a la propagación del coronavirus, esto significa una dramática caída de los ingresos de nuestro grupo y una reducción forzada del número de aviones”.

Foto: Breta Valek, Flickr, CC BY-SA 2.0

A nivel mundial las líneas aéreas se han visto obligadas a tomar medidas semejantes, por ejemplo la alemana Lufthansa anunció que reducirá en un 20 % los puestos de dirección, unos 1000 cargos administrativos y limitará las inversiones en un 50 %.

A todo esto deben sumarse las pérdidas astronómicas como resultado directo de haber mantenido durante meses aviones en tierra, fronteras cerradas y viajeros en casa. A pesar del levantamiento de las restricciones en muchos países, la recuperación de la industria aérea será un asunto que llevará tiempo y un alto riesgo para las aerolíneas más pequeñas.

palabra clave:
audio