Conferencia sobre la libertad de culto

r_2100x1400_radio_praha.png

La libertad de culto y la ideología estatal fue el tema de la conferencia que se efectuó la semana pasada en la sede de las emisoras Radio Europa Libre/Radio Libertad, en Praga. En la conferencia de tres días de duración, organizada por la Fundación Becket para la Libertad de Culto, participaron especialistas europeos y norteamericanos que se dedican al estudio de la religión y su influencia en la sociedad.

La conferencia contó con la participación de destacados científicos internacionales y también del Primado de la Iglesia Católica checa, Miloslav Vlk, y el presidente de la Asociación Cristiana Checa y conocido teólogo, Tomás Halík. Este último impartió una conferencia dedicada a la devastación moral durante la época comunista y a la situación actual de la Iglesia no sólo en los países postcomunistas, sino en el mundo globalizado.

"La ideología bolchevique consideraba que el cambio de la situación económica de la sociedad conduciría a la paulatina extinción de la religión. Marx estaba convencido de que la religión es una especie de lujo, fuera del contexto de la sociedad dividida en clases", destacó Halík, agregando que la violencia utilizada por el régimen comunista contra la Iglesia y los creyentes sirve de testimonio del fracaso de la teoría marxista en la práctica.

Según Halík, el comunismo se esforzó por crear una nueva sociedad sin fe. La historia fue reemplazada por rituales pomposos vinculados con más los diversos festejos y Fiestas Nacionales. La realidad de la época totalitaria la caracterizan muy bien los dramas del escritor y actual presidente checo, Václav Havel, matizó Tomás Halík.

Sin embargo, todas las consecuencias de la devastación moral de la sociedad se pusieron de relieve después de la caída del comunismo en 1989. Halík criticó las ideas del ex Primer Ministro checo, Václav Klaus, de que para el saneamiento de la sociedad basta con crear las condiciones del libre mercado. "La idea de que la privatización y la mano todopoderosa del libre mercado contribuirá a la creación de un nuevo tipo de ser humano es tan ingenua, como la teoría marxista de que gracias a la colectivización surgirá un hombre nuevo socialista", destacó Halík.

En la conferencia sobre la libertad de culto, el presidente de la Asociación Católica Checa destacó también que la crisis que atraviesan las iglesias en Europa oriental desde 1989, forma parte de una crisis más global y profunda. La solución de la misma radica, según Tomás Halík, en el proceso iniciado por el Papa Juan Pablo II, consistente en el diálogo con el humanismo secularizado y con las demás religiones.