Chequia conmemora los 90 años de relaciones diplomáticas con Perú y México

Un jardín floral en Praga 6 con los colores de las banderas de Perú y México y una placa conmemorativa fueron inaugurados en la capital checa para celebrar el 90 aniversario del establecimiento de las relaciones diplomáticas de la recién creada Checoslovaquia con esos dos países latinoamericanos. Sus embajadores en la República Checa explicaron a Radio Praga el pasado, presente y futuro de esos vínculos.

El jardín de la plaza de la Victoria en Praga fue este martes testigo de una sencilla ceremonia en la que se celebraron los 90 años del inicio de las relaciones diplomáticas entre la República Checa con México y Perú, establecidas oficialmente cuatro años después del surgimiento de Checoslovaquia.

Al acto asistieron los embajadores en Praga de México y Perú, la alcaldesa de Praga 6, Marie Kousalíková y representantes del Ministerio de Relaciones Exteriores, entre otras personalidades.

Marita Landaveri, Marie Kousalíková y José Luis Bernal
José Luis Bernal, embajador de México, destacó el gesto de amistad de Praga, que simboliza una relación que no solo se reduce a los 90 años de relaciones diplomáticas, dijo, sino que se remonta a los siglos XVI y XVII cuando llegaron al Virreinato de Nueva España muchos misioneros de ciudades como Praga, de quienes destacó Bernal su labor científica y geográfica, además de la religiosa. Una aportación que aumentó durante el siglo XIX, explica el embajador.

“Estos contactos tienen otro antecedente muy importante que fue la presencia de personas de Bohemia y Moravia durante la segunda mitad del siglo XIX, cuando se dieron muchos contactos de cultura, ciencia y tecnología y que permitieron iniciar en México actividades productivas en la producción del vidrio, del hierro y el acero, así como la cerveza a finales del siglo XIX, que fue muy importante. Esto abrió la base para un entendimiento que se desarrolla posteriormente como entendimiento político y que va a llevar a que México apoye desde un primer momento la independencia de Checoslovaquia. Hubo contactos con el presidente Masaryk, de quien se recuerda mucho su labor y la relación que tuvo después con el presidente Cárdenas”.

En cuanto a las relaciones actuales, José Luis Bernal, destacó la creciente colaboración comercial, turística, de inversiones y educación. El diálogo político es constante, compartiendo cada vez más posturas comunes en la agenda global en organismos internacionales, constató.

La embajadora del Perú en Praga, Marita Landaveri, también celebró el buen momento de las relaciones bilaterales con la República Checa. Para Radio Praga explicó en qué consisten estas en la actualidad.

“Están justamente basadas en el reforzamiento de la parte comercial, la inversión, la promoción del turismo, ya que la parte diplomática continúa sin altibajos. Nunca hemos tenido problemas en los últimos años, con los Gobiernos durante lo que podríamos llamar post-comunismo. En los momentos actuales, la República Checa está buscando diversificar los destinos de sus exportaciones, como hace el Perú. Hemos encontrado que hay mucha complementariedad entre lo producido por el Perú y lo que produce la República Checa. En ese sentido, las misiones diplomáticas en ambos países, con delegaciones que viajan en uno u otro momento, estamos justamente tratando de promover que esto se realice y se aumente”.

Los embajadores de México y Perú en Praga también destacaron la actividad comercial creciente de las comunidades de sus respectivos países en la República Checa, que en casos como los de los restaurantes o tiendas de productos de alimentación y artesanía, fomentan además el acercamiento cultural.