Canciller checo considera el Brexit una desgracia para Europa

Rareclass via Foter.com / CC BY-NC-ND

El jefe de la diplomacia checa, Lubomír Zaorálek, insistió en la necesidad de acordar con Londres un buen nivel de relaciones mutuas en relación con el Brexit. Zaorálek recalcó que entre las prioridades de Praga en este ámbito figura la protección de los intereses de los ciudadanos checos que trabajan o viajen a Gran Bretaña.

Foto: Rareclass via Foter.com / CC BY-NC-ND
La decisión del Reino Unido de abandonar la Unión Europea no es una buena noticia para nadie. De esta forma comentó el inicio del Brexit la mayoría de los políticos checos. Para el ministro de RR.EE, Lubomír Zaorálek, el Brexit representa una desgracia para Europa, al tiempo que rechazó la opinión de algunos políticos comunitarios en el sentido de que a Gran Bretaña habría que castigarla.

“No estoy de acuerdo con las afirmaciones de que deberíamos hacerle sentir duro a Gran Bretaña las consecuencias de su decisión. Considero que cabe actuar de modo contrario, y acordar un alto nivel de relaciones con el Reino Unido, tanto políticas, como económicas, estratégicas y en defensa. La Unión Europea debe estar basada en aspectos positivos, y no en amenazas de lo que podría pasar si uno la abandonara. Por otro lado creo que la salida de Inglaterra de la Unión Europea tendrá consecuencias negativas para ese país, porque llegará a ser más pobre y se reducirá marcadamente su influencia en cuestiones de importancia”.

Lubomír Zaorálek, foto: Filip Jandourek, Archivo de ČRo
El canciller checo recordó que el inicio del Brexit significa que comienza un periodo de dos años de negociaciones sobre las condiciones de la salida del Reino Unido de la Unión Europea y las futuras relaciones con los Veintisiete. En declaraciones para la Televisión Checa, Zaorálek reiteró que una de las mayores prioridades de Praga en las negociaciones es defender los intereses de los ciudadanos checos en Gran Bretaña.

”Entre las prioridades de la República Checa figuran en primer lugar los ciudadanos. O sea, queremos que los trabajadores checos en Gran Bretaña tengan garantizados ciertos beneficios como las jubilaciones y subsidios sociales, para que su nivel de vida en ese país no llegue a empeorar. En segundo lugar estamos interesados en seguir manteniendo buenas relaciones económicas, y desarrollar el negocio mutuo. Y en tercer lugar está el arreglo justo de cuestiones financieras. El Reino Unido tiene determinados compromisos con la Unión Europea y nosotros insistiremos en su cumplimiento”.

Miloš Zeman, foto: ČT24
El ministro de RR.EE., Lubomír Zaorálek, agregó que Inglaterra decidió aislarse del resto de Europa, lo que en estos tiempos consideraba de una decisión absurda. El presidente de la República, Miloš Zeman, comparte la opinión del canciller checo.

”El Brexit lo he considerado desde el comienzo una desgracia para las dos partes, o sea tanto para el Reino Unido como para la Unión Europea”.

Los partidos de oposición también respaldan la conservación de buenas y activas relaciones con Inglaterra. Petr Fiala, líder del opositor Partido Cívico Democrático, acentuó la necesidad de que las negociaciones sobre la futura colaboración con ese país estén centradas en el tema de seguridad.

Petr Fiala, foto: Martin Svozílek, Archivo de ČRo
”Para toda Europa resulta muy importante que se conserve la cooperación mutua en cuestiones de seguridad, de defensa. No debemos olvidar que Gran Bretaña abandona la Unión Europea, pero no se va de Europa”.

Junto con lamentar la decisión de los británicos sobre el Brexit, Praga considera que la salida del Reino Unido representa una buena posibilidad para la Unión Europea de reformarse para mantenerse unida. A su vez, en caso de que Gran Bretaña deseara volver a ingresar en el futuro en la Unión Europea, debería presentar una solicitud y pasar por el proceso de admisión.