República Checa y Argentina, aliados en ciencia e investigación

José Lino Barañao

El ministro argentino de Ciencia y Tecnología, José Lino Barañao, firmó en Praga un acuerdo de cooperación bilateral en ciencia e investigación. El programa consta de tres áreas: tecnologías de la información, biotecnología y medio ambiente.

José Lino Barañao, foto: Gonzalo Núñez
Programa Bilateral de Cooperación para los años 2010 y 2011. Así se llama oficialmente el acuerdo de cooperación científica y tecnológica firmado entre Argentina y la República Checa este lunes. El ministro argentino de Ciencia, José Lino Barañao, sostuvo que dicho programa se basa en el interés mutuo.

“Como política de nuestro ministerio tenemos el hecho de concentrar en no más de tres o cuatro áreas con cada país, y estas áreas son elegidas sobre la base de las fortalezas relativas que cada país tiene. En el caso que estamos hablando, el área de la tecnología de la información, la cibernética, la robótica está muy desarrollada en la República Checa. Nosotros tenemos grupos en Argentina que tienen un desarrollo incipiente y que se beneficiarían de este intercambio”.

En el caso de la biotecnología, según el ministro, la fortaleza está de parte de Argentina, por el desarrollo que ha tenido en sus aplicaciones a la producción vegetal y animal. “Por último, lo que es el cambio climático y medio ambiente es un área de interés común, prácticamente, para todos los países. Es importante esta cooperación entre países del Hemisferio Norte y del Hemisferio Sur, dado que el cambio climático y sus manifestaciones son diferentes y esta vinculación permite estudios más completos”.

Miroslava Kopicová y José Lino Barañao, foto: Gonzalo Núñez
La idea, según precisó el ministro Barañao, es potenciarse mutuamente, ya que Argentina tiene mucho que aprender de la República Checa. Y viceversa.

“Nuestro desafío común es precisamente generar riqueza y prosperidad a partir de la inversión que se hace en el conocimiento. Eso que los países centrales han logrado de forma eficaz. Hoy por hoy no son los recursos naturales los que garantizan la prosperidad de las naciones sino la inversión en el conocimiento, el capital intelectual. Entonces para nosotros este tipo de cooperación, con las características que acabo de mencionar, es estratégico”.

Como la República Checa no cuenta con un Ministerio de Ciencia, fue la ministra de Educación, Miroslava Kopicová, quien firmó los acuerdos de cooperación. Al respecto, la ministra checa dijo que su país debería aprender del ejemplo de Argentina y también contar con un ministerio dedicado exclusivamente a la ciencia y la investigación.