RCh tiene la más baja tasa de desempleo en los últimos nueve años

El número de personas sin trabajo tuvo en la República Checa un marcado descenso en el mes de abril. Los economistas afirman que la tasa de desempleo es la más baja en los últimos nueve años.

Las Oficinas de Trabajo registraron en el mes de abril a unas 300 mil personas desocupadas, el 5,2 por ciento de los ciudadanos en edad productiva. En Praga esa cifra alcanzó incluso el dos por ciento. Las Oficinas de Trabajo ofrecían ese mismo mes más de 156 mil puestos laborales, o sea que por cada dos desempleados, en promedio, hubo un puesto de trabajo vacante.

El economista Petr Sklenář, explica que un paro tan bajo se debe a varios factores.

“En primer lugar es resultado de los trabajos de temporada que en abril ofrecen muchas compañías de construcción. Otras personas encuentran empleo en la silvicultura y en el campo, en vista al inicio de las faenas agrícolas de primavera.

Al bajo nivel de desempleo ayudó asimismo el favorable desarrollo económico del país en los últimos cinco años. Éste condujo también a la reducción interanual del desempleo en el 1,6 por ciento”, señaló Sklenář.

Los analistas advierten que la favorable situación en el mercado de trabajo en la República Checa podría cambiar en los próximos meses, a raíz de la paulatina desaceleración del ritmo de la economía nacional, que ya se empieza a sentir en el sector industrial. Por primera vez en los últimos cinco años, la producción industrial descendió interanualmente en marzo en más del dos por ciento. El descenso se debió al fortalecimiento de la moneda checa con respecto al euro y el dólar, así como a los crecientes costes de energías y transportes.