Participación de mujeres en política checa sigue siendo deficiente

r_2100x1400_radio_praha.png

La participación de la mujer en la política checa sigue siendo insuficiente y es inferior al promedio mundial. Un reciente estudio de la asociación cívica Foro 50 por ciento, reveló que la República Checa ocupa el lugar 74 en el mundo, situándose tras Zimbabwe y Turkmenistán.

En Europa las mujeres representan aproximadamente el 20 por ciento de los miembros del poder legislativo y en los países escandinavos incluso un 39 por ciento. En la política checa, no obstante, sigue habiendo pocas mujeres. En la Cámara Baja hay sólo un 15 por ciento de representantes del sexo femenino y en el Senado un 13 por ciento, según un reciente estudio de la asociación Foro 50 por ciento que analiza la situación de la mujer en la política checa.

La peor postura frente al tema la adopta el democristiano Partido Popular, a pesar de que las mujeres forman más del 50 por ciento de sus miembros, indicó Marie Jílková de la Asociación de Mujeres de esa formación.

Campaña de la asociación Foro 50: ¿Realmente hay de qué escoger?
“El democristiano Partido Popular suele nominar a unas 10 mujeres como máximo para las elecciones a todos los niveles y eso es muy poco. En esa situación es difícil que las mujeres de este partido integren el parlamento y ocupen cargos en las alcaldías regionales y locales”, dijo Jílková.

Semejante es el caso del Partido Cívico Democrático. Mientras tanto, la socialdemocracia y los comunistas tratan de elevar la participación de la mujer en la política por medio de la aplicación de cuotas para su nominación a cargos políticos. En el Partido de los Verdes, a su vez, uno de cada tres candidatos a cargos políticos debe ser de sexo femenino.

La socióloga Dana Musilová, de la Universidad de Hradec Králové, afirma que mucho depende de los conocimientos y la aptitud de las propias mujeres.

“Lo importante no es el número de las mujeres en cargos políticos, sino lo que hacen. En el pasado hubo en la República Checa muchas mujeres que han ganado gran prestigio en la política. Actualmente cuando se habla de las mujeres en cargos políticos es mayormente en relación a algún escándalo personal. Falta ese empeño abnegado por defender los intereses de un sector de la sociedad”, señaló Musilová.

A comienzos del siglo XX, en la República Checa hubo un fuerte movimiento por la emancipación de la mujer. La primera representante del sexo femenino fue electa a la Asamblea Nacional en el año 1912. Fue hasta en 1920 que la Constitución garantizó a las mujeres checas plenos derechos políticos.