Los Verdes amenazan con abandonar el Gobierno

Martin Bursik (a la izquierda) y Dusan Luzny (Foto: CTK)

El Partido de los Verdes ha amenazado con abandonar el Gobierno, en caso de que sus socios de la coalición gubernamental sigan rechazando a su candidato a ministro de Educación.

Martin Bursik (a la izquierda) y Dusan Luzny (Foto: CTK)
La postura del Partido de los Verdes la transmitió la ex ministra de Educación y vicepresidenta de esa formación política, Dana Kuchtová, al intervenir el domingo en un programa de debates de la cadena de televisión Prima. Kuchtová recordó que el acuerdo de coalición implica el compromiso de los socios en el Gobierno, que son el Partido Cívico Democrático, el democristiano Partido Popular y los Verdes, de respetar mutuamente los puntos de vista de cada una de estas formaciones.

Dana Kuchtová dijo que considera una violación de ese compromiso cuando el primer ministro, Mirek Topolánek, da a entender que no está de acuerdo con que Dusan Luzný, de los Verdes, sustituya a Kuchtová en la cartera de Educación. Topolánek había dicho que nombrar al cargo ministerial a Luzný, quien fue consejero de Kuchtová, significaría permitir que en el sector pronto vuelvan a surgir los mismos problemas de antes.

La postura de Topolánek la comparte el democristiano Partido Popular, aunque Michaela Sojdrová, líder de la facción parlamentaria de la formación, recalcó que respetaban el derecho de los Verdes de proponer a su candidato a Educación.

Michaela Sojdrová (por delante) y Dana Kuchtová (Foto: CTK)
"Cuando hemos aceptado integrar el Gobierno, hemos suscrito el acuerdo de coalición que implica la repartición de los diferentes ministerios. Debemos respetar por tanto, que la nominación del candidato a ministro de Educación compete exclusivamente al Partido de los Verdes", dijo Sojdrová.

La diputada Sojdrová acotó, no obstante, que los Verdes deberían tomar en cuenta a su vez las objeciones de sus socios en el Gobierno.

Mientras tanto, algunos miembros del Partido de los Verdes indicaron que no tenían ningún inconveniente en proponer a otro candidato. Y ello a pesar de lo dicho por Kuchtová de que la formación abandonaría el Gobierno si no se confirma a Luzný como ministro de Educación.

Los observadores comentan que la situación en torno al Ministerio de Educación podría desembocar en una crisis dentro del Partido de los Verdes. Y esto podría aplazar más todavía el nombramiento del nuevo ministro y, por ende, la solución de los problemas acumulados en esa cartera.