La República Checa amaneció bajo una capa de hielo

Moravia del Norte, foto: CTK

Un sinnúmero de accidentes en las carreteras de la República Checa, así como serios problemas en el transporte urbano y en el abastecimiento de electricidad. Todo ello causó el mal tiempo este viernes en el país.

Foto: CTK
La llovizna congelada que comenzó a caer sobre el territorio checo la noche del jueves causó problemas en la mayoría de las regiones del país, especialmente en el transporte por carretera. Este viernes la República Checa amaneció cubierta de una capa de hielo. A causa del mal tiempo ocurrieron en Praga más de 170 accidentes de tránsito, o sea, diez veces más de lo que suele ser registrado otros días del año. Serios problemas tuvo también el transporte urbano, según afirmó Michaela Kucharová, portavoz de la Empresa de Transportes, de Praga.

"En algunos barrios de Praga, como por ejemplo Barrandov, el transporte urbano funcionaba con grandes dificultades, por lo que fueron suspendidas varias líneas de autobuses. Serios problemas han habido en barrios de las afueras de Praga, especialmente en la zona occidental".

Moravia del Norte, foto: CTK
La peor situación fue registrada en Moravia del Norte, donde las capas de hielo causaron problemas en el abastecimiento de electricidad y en varios lugares impidieron la circulación de automóviles. En las carreteras de las zonas más altas se formaron largas colas de automóviles. Pavel Kupka, de los Servicios de Manutención de Carreteras de la región de Bruntál, señaló que estos días se trabaja intensamente.

"Hubo un fuerte viento y para mantener las carreteras viables tuvimos que emplear todo nuestro parque de máquinas. Tratamos de eliminar las capas de nieve y, especialmente, las de hielo, lo que es bastante difícil. Puedo decir que en estos momentos, la mayoría de las carreteras de Moravia del Norte son viables pero hay que tener máxima precaución".

Moravia del Norte, foto: CTK
A causa del mal tiempo permaneció cerrado durante la noche del jueves también el aeropuerto internacional de Praga. Las capas de hielo dificultaron igualmente a los peatones, ya que las aceras, en la mayoría de las ciudades del país, se han convertido en pistas de hielo. Los meteorólogos afirman que la situación irá mejorando en los próximos días, debido a que las temperaturas deberían ir subiendo.