La mujer que ‘hace cantar’ al mayor órgano de Praga

Irena Chřibková, foto: archivo de Irena Chřibková

Esta vez les presentamos a la organista checa Irena Chřibková, directora del coro de la Basílica de Santiago, en Praga. En el año 1996, Chřibková creó el Festival Internacional de Órgano, que figura entre los eventos musicales de mayor renombre en Europa.

Irena Chřibková, foto: archivo de Irena Chřibková
Irena Chřibková proviene de la ciudad morava de Bohumín, donde nació en el año 1959 en una familia aficionada a la música. Todos sus miembros tocaban algún instrumento musical. El sonido del órgano le fascinaba a Chřibková desde su más temprana infancia, cuando lo escuchaba al ir con sus padres a misa. Comenzó a tocar el piano, pero a los diez años de edad decidió experimentar también con el órgano, y este instrumento le encantó de tal manera que lo escogió para interpretarlo de forma profesional.

Al terminar el Conservatorio de Kroměříž y la Academia Musical de Praga, Chřibková continuó estudiando órgano en el Conservatorio Nacional de Rueil-Malmaison, cerca de París. El éxito en varios concursos internacionales de música dio impulso a su carrera profesional de organista.

La organista titular de la Basílica de Santiago, en Praga

Basílica de Santiago, en Praga, foto: archivo de Radio Praga
Chřibková es la organista titular de la Basílica de Santiago, situada en la Ciudad Vieja de Praga que, además de una excelente acústica dispone del segundo mayor órgano a nivel nacional, después del de la iglesia parroquial de San Mauricio, de Olomouc.

El de Praga data de 1705 y proviene del taller de Abrahám Starck, de Loket. El instrumento fue sometido a varios arreglos y actualmente dispone de 8.277 cañones. En la basílica hay también otro órgano más pequeño, apto para ser interpretadas en él antiguas obras de compositores italianos, checos y alemanes de siglos pasados.

Chřibková organiza un festival internacional de órgano, en Praga

Basílica de Santiago, en Praga, foto: CzechTourism
Además de su trabajo como organista titular, Irena Chřibková actuó como solista en países de toda Europa, así como en Japón, Israel y Estados Unidos. Colabora igualmente con varios cuerpos musicales y cantantes de música clásica, realiza grabaciones para la radiodifusión de Francia, Bélgica y Polonia, y para la Radio y la Televisión checas.

Además es profesora de música y directora artística del Festival Internacional de Órgano, fundado por ella. Éste se celebra siempre a finales de verano, de agosto a septiembre. El repertorio de Chřibková incluye composiciones desde la era barroca hasta la actualidad. Muy solicitada es como intérprete de la música francesa y checa para órgano, e igualmente de obras del compositor alemán Johann Sebastian Bach.

La música francesa y checa para órgano es la que más gusta a la artista

En cuanto a los compositores nacionales, a Chřibková le gusta mucho interpretar la obra de Antonín Dvořák, según dijo la artista en numerosas entrevistas. En especial su ‘Ave María’ y sus ‘Canciones Bíblicas’ (Biblické Písně), que suele incluir en su repertorio durante sus giras por el exterior.

Foto: Multisonic
Otro compositor nacional propagado por Chřibková es Petr Eben, quien falleció en 2007 a sus 78 años de edad. La organista tiene en su repertorio toda su obra para órgano que es bastante extensa. En 1996 Chřibková asumió el estreno nacional de la composición de Eben ‘Cuatro danzas bíblicas para órgano y dos bailarines’, que ha tenido un gran éxito.

El compositor contemporáneo, Jiří Templ, compuso varios temas exclusivamente para Irena Chřibková, calificándola de una de las mejores intérpretes de órgano de la actualidad. Mencionemos entre ellos la ‘Toccata Yamaha’, o ‘Misterium Sacrum’, así como el ‘3-er Concierto para Órgano’, que Chřibková presentó en estreno mundial en diciembre de 2012, acompañada de la Orquesta FOK.

palabra clave:
audio