La ciudad de Zlutice y la aldea de Chyse: dos localidades cercanas, dos problemas diferentes

Chyse

La ciudad de Zlutice y la aldea de Chyse tienen muchas cosas en común: las dos están situadas en Bohemia Occidental, muy cerca de la frontera con Alemania y a pocos kilómetros de la ciudad balneario de Karlovy Vary.

En las dos prevaleció la población alemana porque se encuentran en los antiguos Sudetes, es decir, en la región donde con anterioridad a 1945 vivía la citada minoría étnica.

Vladimír Lazanský
Pero pese a la distancia de apenas veinte kilómetros que las separa, Zlutice y Chyse se enfrentan en la actualidad a problemas muy distintos y los solucionan también de manera diferente.

La gran mayoría de los habitantes de la aldea de Chyse trabajaba antes de la Segunda Guerra Mundial en la agricultura, concretamente en los latifundios que eran propiedad de la familia aristocrática de los Lazanský. Dicha estirpe tuvo su sede veraniega en el palacio neogótico situado en la misma aldea y en su alrededor poseía vastas extensiones de tierra, una gran finca y una próspera huerta.

El alcalde de Chyse, Miloslav Vrbík, senala que hoy en día sus habitantes viven muy bien. En la aldea casi no existe el desempleo y el reducido número de los que no tienen empleo, son gentes que en realidad nunca han querido trabajar:

Zlutice, foto: AHZ, CC BY-SA 3.0 Unported
"En los años setenta fue creada en la aldea una filial de la empresa Kablo Hostivar, fabricante de alambres y cables, que después del fin del comunismo, en 1989, pasó a manos privadas y que en la actualidad emplea a sesenta vecinos de Chyse. Para este año planea construir además una nueva nave de producción y dará trabajo a otras cuarenta personas. Otra gran oportunidad laboral ha surgido en 1994 de la cooperación con nuestra ciudad hermanada, Wisau, en Alemania, gracias a la cual se instaló en Chyse una empresa bávara, procesadora de madera, que da trabajo a 230 personas. También ésta empresa planea ampliar su producción".

Por su parte, la cercana ciudad de Zlutice lucha con una tasa de desempleo que supera el promedio nacional y alcanza el trece por ciento, según afirma su alcalde, Jaroslav Fojta:

"La ciudad se halla en el valle del río Strela donde nunca existió la producción industrial y la gente siempre trabajó en la agricultura, la silvicultura o en pequeñas empresas que quebraron después de 1989. Hubo varios intentos de fundar una fábrica de muebles para que se aprovechara la riqueza forestal de Zlutice, pero sin éxito alguno. Por ello parte de los habitantes se desplaza diariamente a la ciudad de Karlovy Vary o a la vecina aldea de Chyse para trabajo".

Tras finalizar la Segunda Guerra Mundial, tanto de la ciudad de Zlutice como de la aldea de Chyse se marchó la mayoría de la población. En las dos prevaleció la población de origen alemán, es decir, la minoría étnica expulsada después de la entonces Checoslovaquia. Antes del año 1945, Zlutice tenía 1950 habitantes de los que eran 150 checos; en Chyse, de los 1300 vecinos quedaron 450.

En las dos localidades se asentó gente procedente de otras regiones checas, ocupando las tierras y bienes confiscados a los alemanes, lo que originó, según el alcalde de Zlutice, Jaroslav Fojta, otro problema:

Zlutice
"Con la expulsión de los alemanes, se interrumpió la continuidad histórica en las zonas fronterizas checas y la gente que vino allí, adquirió fácilmente bienes que no eran suyos y hacia los que no la unía ningún vínculo sentimental. Hasta hoy en día le falta esa relación hacia la propiedad, lo que se manifiesta en el penoso estado de las casas y jardines".

El alcalde de Chyse, Miloslav Vrbík, confirma las palabras de Jaroslav Fojta, mencionando el triste ejemplo de la plaza central de la aldea:

"La plaza de Chyse fue una plaza cerrada, rodeada por casitas pintorescas que después de la expulsión de los alemanes quedaron vacías. Con el paso del tiempo, su estado ha empeorado tanto que tuvimos que derrumbarlas. En su lugar se levantaron casas prefabricadas de las que difícilmente se puede decir que despierten una sensación estética. Además, la población de Chyse envejece porque los jóvenes se van a las grandes ciudades. En la actualidad, tenemos 578 habitantes y debemos prepararnos a que nuestra aldea se despueble incluso más".

Palacio de Chyse
Ambos alcaldes afirman que hoy en día, los antiguos oriundos alemanes de la región regresan para visitar los lugares de su infancia y también para ayudar a renovar las localidades. Tanto en Chyse como en Zlutice entregaron importantes recursos financieros para la reparación de las iglesias barrocas.

A diferencia de la aldea de Chyse que desde hace diez años mantiene una relación de amistad con la ciudad alemana de Wisau, la ciudad de Zlutice no ha encontrado todavía a una ciudad hermanada en la Unión Europea, cosa que lamenta su alcalde, Jaroslav Fojta:

"Sin embargo, recientemente hemos elaborado, en cooperación con una localidad danesa, un proyecto para la calefacción de la ciudad por biomasa. Se puso en funcionamiento en diciembre del año pasado y desde entonces calentamos solamente con paja y deshechos procedentes del procesamiento de la madera, lo que ha tenido un impacto inmediato en la mejora del medio ambiente. Hemos invertido en este proyecto más de cien millones de coronas, tres millones quinientos mil euros, y por el momento suministramos con biomasa a las dos terceras partes de los hogares".

El alcalde Fojta calcula que dicha fuente alternativa de energía consumirá al año tres mil toneladas de la paja y mil toneladas de deshechos de madera.

Palacio de Chyse
Las dos localidades carecen también de los recursos suficientes para el mantenimiento de sus monumentos históricos y ambas se esfuerzan por atraer a la región a más turistas. El alcalde de Chyse, Miloslav Vrbík, sostiene que el mayor obstáculo para el desarrollo del turismo reside en la falta del alojamiento. Destaca, no obstante, que ya se han dado pasos para mejorar:

"En la aldea hay una antigua fábrica de cerveza que antaño formó parte de los dominios de los Lazanský cuyo descendiente, Vladimír Lazanský, es dueño del palacio local de nuevo desde 1996 y mantiene con la aldea relaciones muy buenas. Nuestra idea es reconstruir la fábrica para que sirva como pensión y restaurante administrados precisamente por el señor Lazanský".

El alcalde de Zlutice, Jaroslav Fojta, agrega que su ciudad, así como Chyse y otras aldeas cercanas, han creado en 1992 una agrupación que tiene por objetivo propagar la región y promover el turismo.

10
50.105369800000
13.250560000000
default
50.105369800000
13.250560000000
50.091627800000
13.162435300000