Estado pagará millones por la granja de Lety

La granja porcina de Lety, foto: Jana Šustová, ČRo

El Estado checo pagará unos 17,5 millones de euros por la granja porcina de Lety, el antiguo campo de concentración gitano.

La granja porcina de Lety, foto: Jana Šustová, ČRo
Durante unos 20 años el Gobierno checo ha tratado de acordar las condiciones para la adquisición de una granja porcina en la localidad de Lety, en Bohemia del Sur. Se encuentra en el lugar de un antiguo campo de concentración nazi para gitanos, donde el Gobierno quiere edificar un monumento del Holocausto gitano.

En agosto pasado el Gobierno acordó finalmente con la compañía AGPI, propietaria de la granja, la suma que el Estado deberá pagar por esa transacción. Esta supera los 17,5 millones de euros, pero hasta este lunes se había conservado en secreto. El ministro de Finanzas, Ivan Pilný, recordó que consideraba exagerada esa suma desde el comienzo, por lo que había abandonado en agosto la votación de los ministros sobre el tema.

”El que la compañía debió haber recibido una suma correspondiente por la granja no lo pongo en duda, al igual que considero positivo que finalmente fue solucionado este asunto. Pero tengo problemas con la suma que hay que pagar y que me parece demasiado elevada. Ese fue también el motivo por el que abandoné la sesión del Gobierno cuando se decidía sobre el tema. Pero hasta el presente no lo había comentado, porque el tema estuvo bajo embargo”.

El ministro de Finanzas, Ivan Pilný, foto: ČT
El ministro Pilný agregó que los expertos habían apreciado el coste del inmueble en unos 7,8 millones de euros, suma que también él había considerado adecuada.

Por su parte, el jefe de la cartera de Cultura, Daniel Herman, afirma que lo fundamental es que después de 20 años se lograra llegar a un acuerdo con la empresa AGPI. Agregó que aunque el Gobierno aprobó la transacción en agosto pasado, respetó la solicitud de la otra parte de silenciar durante algún tiempo las condiciones de la preparada transacción.

Daniel Herman, foto: Martin Svozílek, ČRo
”La publicación de la suma financiera de la transacción por la granja de Lety la hemos consultado previamente con nuestros socios. Hemos respetado que se trata de una empresa comercial y por ello hemos mantenido todo en secreto hasta el presente. Las dos partes acordamos también suscribir el contrato en un futuro próximo”.

Según el ministro Herman, la suma acordada le parece correcta y responde a los estándares de los contratos que toman en cuenta el interés público. La transacción debería ser suscrita por el Estado y la empresa AGPI con mayor probabilidad la próxima semana.

Los directivos de la compañía AGPI, la propietaria del criadero de cerdos de Lety adelantaron que a partir de la próxima semana iniciarán los pasos necesarios para acabar paulatinamente con la cría. Se calcula que la entrega del área al Estado se realizará en marzo de 2018.

El campo de concentración nazi para gitanos
La granja porcina de Lety la componen 13 establecimientos donde se crían unos 13.000 cerdos en total. Algunos de esos establecimientos fueron levantados en el lugar del antiguo campo de concentración nazi para gitanos.

La existencia del criadero en Lety había sido criticada por organizaciones nacionales e internacionales por los Derechos Humanos, así como por el Parlamento Europeo.

Como destacara el ministro de Cultura checo, Daniel Herman, durante los próximos años surgirá en Lety un monumento en homenaje a las víctimas gitanas de los nazis.

En el campo de concentración de Lety fueron internados unos 1300 gitanos, hombres, mujeres y niños entre 1940 y 1943. Unos 300 murieron allí, otros 500 terminaron en el campo de exterminio de Auschwitz, Polonia. Los nazis acabaron con el 90% de los gitanos checos durante la Segunda Guerra Mundial, según cálculos oficiales.