El rival del Submarino Amarillo naufraga en la liga checa

Sparta de Praga - FC Slovácko, foto: ČTK

El Sparta de Praga cayó inesperadamente en la cancha del Slovácko por 0-2 en la jornada 23 de la liga checa de fútbol. El cuartofinalista de la Europa League que se enfrentará este jueves al Villareal español, permitió así al líder de la clasificación, el Pilsen, aumentar en nueve puntos su ventaja tras vencer al Jihlava por 2-0.

El Slovácko baja de las nubes al Sparta antes de su viaje a España

Sparta de Praga - FC Slovácko, foto: ČTK
Sin cinco jugadores del once titular, de baja por lesión o por acumulación de tarjetas, el Sparta de Praga tropezó en la persecución del líder de la clasificación al no poder con el Slovácko, que ocupa la séptima posición de la tabla.

Los rojos, que tienen una agenda muy llena después de pasar sorprendentemente a los cuartos de final de la Europa League, recibieron el primer gol tras un cuarto de hora de juego de la bota del togolés Francis Koné.

Ese fue el momento decisivo de todo el partido, según subrayó el entrenador del cuadro praguense, Zdeněk Ščasný.

Sparta de Praga - FC Slovácko, foto: ČTK
“En ese momento, el Slovácko creció mucho. Los locales comenzaron a luchar y defender dos veces más y hasta el final del partido estuvieron esperando la oportunidad de un contragolpe. Ganaron porque marcaron dos goles, mientras que nosotros ninguno. En el segundo tiempo jugamos más agresivo y queríamos atacar más por las bandas, pero fue muy complicado imponerse contra una defensa tan bien organizada. Ellos rechazaron cada tiro, cada centro, por eso el resultado es tal como es”, indicó.

El bosnio Eldar Civić aumentó en dos goles la ventaja del Slovácko en el minuto 59, que el equipo local defendió hasta el pitido final a pesar de la enorme presión del Sparta. El Slovácko así logró romper la frustrante racha de 16 derrotas consecutivas sufridas en la liga frente al equipo praguense.

El Pilsen gana su duodécimo partido consecutivo

FC Pilsen - FC JIhlava, foto: ČTK
Mientras que el Sparta tiene que olvidar el pinchazo y recuperar pronto el ánimo para el choque contra el Villareal, que se jugará este jueves en España, el Pilsen puede seguir concentrándose plenamente en la primera división checa.

En la jornada 23, el líder de la clasificación cumplió las expectativas al derrotar al Jihlava, que ocupa el lugar 14, justo una posición por encima de la zona del descenso.

Los cerveceros abrieron el marcador con un gol tempranero de Jan Kovařík, en el minuto 7, y Daniel Kolář selló la victoria de su equipo en el minuto 72. El centrocampista, además, poco después falló un penalti.

Pero la pena máxima derrochada no le preocupó en absoluto al entrenador Karel Krejčí que destacó el hecho de que sus pupilos han triunfado en el duodécimo partido consecutivo y que aumentaron en 572 minutos su imbatibilidad en la liga.

FC Pilsen - FC JIhlava, foto: ČTK
“Me alegro de alcanzar una nueva marca de triunfos consecutivos y de volver a ganar sin recibir gol. Eso es por supuesto más importante que el penal fallado al final del choque. Nosotros tenemos un sueño y lo seguimos. Avanzamos partido por partido. Espero que no andemos por las nubes y nos concentremos siempre en ganar el partido más cercano”, dijo el técnico.

El Pilsen aumentó en nueve puntos su ventaja con respecto al Sparta, con un partido menos debido a la postergación del derbi contra el Dukla por adversidad del tiempo.

En la jornada 24, el Sparta recibirá este domingo al Příbram, mientras que el Pilsen jugará el sábado en la ciudad de Zlín.

Autor: Roman Casado
palabra clave:
audio