El Partido Cívico Democrático deja por fuera a la socialdemocracia

Mirek Toplánek (Foto: CTK)

La socialdemocracia no integrará el nuevo gobierno de coalición. La decisión fue anunciada por el líder del Partido Cívico Democrático y primer ministro designado, Mirek Toplánek.

Mirek Toplánek (Foto: CTK)
Después de más de seis meses de las elecciones generales, los políticos checos no consiguen nombrar al nuevo gobierno.

Las arduas e intensas negociaciones culminaron, al menos por el momento, con el anuncio de que el Partido Cívico Democrático, ganador de los comicios, no incluirá a la socialdemocracia en su propuesta de gobierno, que dicho sea de paso es ya la segunda.

Horas antes del anuncio, el líder del Partido Cívico Democrático se había reunido con su homólogo socialdemócrata, Jiri Paroubek, y parecía que las dos formaciones mayoritarias habían logrado finalmente un acuerdo.

Sin embargo, en la sesión de Consejo Ejecutivo se acordó nominar un gobierno de coalición pero sin socialdemócratas.

Los Socialdemócratos con su líder,  Jiri Paroubek   (Foto: CTK)
"El Consejo Ejecutivo expresó que no estaba convencido de que la Socialdemocracia cumpliría a cabalidad lo estipulado en los acuerdos mutuos. Por esa razón se decidió que el Partido Cívico Democrático seguiría otro camino sin socialdemócratas", explicó el vicepresidente de dicha formación, Ivan Langer.

El nuevo escenario para la formación del gobierno de coalición vuelve al punto de partida de hace más de seis meses. El Partido Cívico Democrático propondrá la formación de un Gabinete tricéfalo apuntalado por la Democracia Cristiana y los Verdes.

Según algunos analistas otra de las cartas del Partido Cívico Democrático sigue siendo un Gobierno minoritario ratificado por diputados tránsfugas. El líder socialdemócrata, Jiri Paroubek, adelantó que pedirá al Comité Ejecutivo de su partido que apruebe la expulsión de los parlamentarios tránsfugas, porque de lo contrario dimitiría a su cargo.