El Ejército checo tras la reforma: profesional, pequeño y especializado

r_2100x1400_radio_praha.png

Pequeño, profesional y altamente especializado en las nuevas capacidades de la OTAN, así será el Ejército checo tras la reforma aprobada este miércoles por el Gobierno.

Milan Dvorák, de la Sección Estratégica del Ministerio de Defensa, foto: autora
La noticia más importante para los hombres jóvenes checos es que el servicio militar básico dejará de ser obligatorio a finales del año próximo.

"Aunque en la primera fase la profesionalización exigirá costes elevados, de un mil millones de coronas más, unos 31 millones de euros, a largo plazo resultará más ventajoso que mantener el servicio militar. El soldado profesional es más caro pero el avance técnico exige un continuo entrenamiento especial", señala Milan Dvorák, de la Sección Estratégica del Ministerio de Defensa.

Las Fuerzas Armadas checas tendrán 26 200 soldados y 8800 empleados civiles. El ministro de Defensa, Miroslav Kostelka, enfatiza que bajo el mando aliado seguirán estando las unidades en las que la República Checa más se destaca.

Ministro de Defensa, Miroslav Kostelka, foto: autora
"La especialización es algo que podemos ofrecer a la OTAN. No se trata solamente de los hospitales de campaña y la protección contra las armas de destrucción masiva sino también los sistemas de seguimiento pasivos".

El Ejército checo será capaz de dislocar tres mil soldados en una operación multinacional de paz sin rotación por un período de medio año o mil soldados a largo plazo con una dislocación simultánea de 250 soldados en otro lugar.

Miroslav Kostelka subraya que la reforma corresponde a la nueva estrategia de la OTAN haciendo hincapié en las fuerzas de Respuesta Rápida.

"La reforma creará un ejército pequeño pero capacitado y móvil. Hay que modernizarlo porque algunos equipos que utiliza hoy son anticuados y no cumplen con los nuevos requisitos. El ejército moderno no se basa en la dislocación masiva de soldados sino que en unas operaciones rápidas y sofisticadas", explica el objetivo de la reforma militar checa el titular de Defensa, Miroslav Kostelka.