Praga contra la violación de derechos humanos en Corea del Norte

Le président du Parlement de la Corée du nord, Cche Tche-pok, photo: CTK

El presidente del Parlamento de Corea del Norte, Che Te-bok, visitó este jueves la República Checa, en lo que fue la primera visita de un alto funcionario norcoreano en los últimos quince años. La visita de Che Te-bok es una clara señal de que Praga ha comenzado a jugar un papel importante en el proceso de reconciliación entre las dos Coreas. Sin embargo, durante las deliberaciones reinó una "tensa calma".

Che Te-bok y Vladimír Spidla, foto: CTK
Corea del Norte está a favor de que la República Checa contribuya a atenuar la tensa situación que reina en la Península coreana después de que Pyongyang anunció el año pasado que dispone de armas nucleares. A causa de ello, EE.UU. incluyó a Corea del Norte en el "eje de mal", junto con Iraq e Irán.

La intervención diplomática de la República Checa despertó gran interés entre altos dirigentes de Corea del Sur, Japón y EE.UU. De acuerdo está también la Unión Europea.

Sin embargo, la disposición de Praga de servir como intermediario entre las partes involucradas no significa que la República Checa simpatiza con el régimen totalitario de Pyongyang. Así subrayó el portavoz del Ministerio de RR.EE. checo, Vít Kolár.

Presidente del Parlamento de Corea del Norte, Che Te-bok, foto: CTK
"No se trata de llegar a un acuerdo con el régimen, sino de intentar ayudar a solucionar la crisis en la Península Coreana. Además, muchos países democráticos europeos desarrollan actividades diplomáticas en la región y abren embajadas o consulados en Pyongyang".

Sus palabras quedaron confirmadas con la atmósfera durante las deliberaciones con el alto representante norcoreano. El ministro de RR.EE. checo, Cyril Svoboda, exhortó a Corea del Norte a esforzarse por una mayor apertura. Invitó también a Che Te-bok a dar un paseo por Praga para convencerse que la gente vive mejor en democracia.

También el presidente de la Cámara Baja del Parlamento checo, Lubomír Zaorálek, se expresó de manera crítica hacia la violación de los derechos humanos en Corea del Norte. Señaló que la aplastante mayoría de los diputados checos mantiene una postura muy reservada en cuanto a la observación de los derechos humanos en ese país.