La selección de hockey bate a Alemania, los futbolistas pierden con Japón

Tschechien - Deutschland 5:1 (Foto: CTK)

Las selecciones checas de fútbol y de hockey sobre hielo jugaron este miércoles en Praga. Mientras que el equipo de hockey batió en el Campeonato Mundial a Alemania 5-1 de manera clara, los futbolistas cayeron ante Japón 0-1 en un partido amistoso tras un rendimiento muy flojo.

La selección nacional checa batió a Alemania, foto: CTK
Terminadas las eliminatorias, la selección nacional checa se clasificó de manera convincente a los octavos de final del Campeonato de hockey sobre hielo que tiene lugar en las ciudades de Praga y Ostrava, no perdiendo ni un punto. Tras derrotar a Letonia y Kazajstán, este miércoles, los checos batieron a Alemania 5-1, aunque lograron imponerse tan sólo al final del partido, anotando cuatro goles en el último tercio de la contienda, según indicó el delantero Václav Prospal, quien abrió el marcador en el minuto 19.

"Los primeros dos tercios del partido, el mejor jugador alemán fue sin duda el guardametas. Hasta aquél entonces desaprovechamos muchas ocasiones para anotar. Pero en el último tercio del encuentro enseñamos nuestra fuerza, marcando cuatro goles", sostuvo Prospal.

Keisuke Cuboi,  Jan Koller de la selección checa, foto: CTK
Mientras que los hockeistas se presentaron este miércoles en muy buena condición, los futbolistas checos cayeron ante Japón en casa 0-1. En la primera parte, los japoneses dominaron en el campo. Tras la pausa, los checos se despabilaron, pero no tuvieron la contundencia necesaria, indicó el delantero Milan Baros.

"No creo que hubiéramos menospreciado a los japoneses, sabíamos que tienen un equipo de alta calidad. La verdad es que en el primer tiempo jugaron mucho mejor que nosotros. Fueron más rápidos solucionando mejor todas las situaciones. Nosotros hemos tenido mala suerte en la segunda parte, ya que no hemos logrado marcar gol", señaló el delantero fichado por el FC Liverpool.

Siete semanas antes de que comience la Eurocopa en Portugal, los japoneses advirtieron a la selección checa de sus puntos débiles. El juego de los checos fue estático y su ataque careció de fuerza.

Las nuevas variantes de la táctica del técnico checo, Karel Brückner, fueron poco logradas y hay que coincidir con el entrenador brasileño del equipo japonés Zico, quien señaló terminado el partido: "Hemos jugado muy bien y hemos merecido la victoria".