Spot publicitario de la TV canadiense ridiculiza a hockeistas checos

Salt Lake City, Foto: CTK

Faltando poco para el inicio de los Juegos Olímpicos de Invierno en Salt Lake City, los medios de comunicación hacen lo posible por alentar a los deportistas de sus países. Por ejemplo, la televisión canadiense ha comenzado a transmitir un comercial que pone en ridículo a los equipos de hockey sobre hielo de Rusia, la República Checa y Suecia.

Salt Lake City, Foto: CTK
En el spot aparece un hockeista checo y frente a él un doctor. El especialista -canadiense por supuesto- sostiene en una mano una tarjeta con un punto negro en el centro y le pregunta... ¿qué es lo que ve?, a lo que el jugador responde en mal inglés, "un sol brilando". ¿Y ahora?, vuelve a preguntar: "pajaros cantando", responde el hockeista checo.

Seguidamente el doctor saca una tarjeta, pero en lugar de un punto aparece una hoja de maple. Y...¿qué ve ahora?, vuelve a insistir. "Dolor", suspira el jugador, mientras aparece la imagen de un seleccionado canadiense en su tradicional uniforme rojo. El jugador checo comienza a llorar, exclamando... ¡perderemos!, ¡perderemos!

No obstante, quienes han visto el comercial coinciden en que no se trata de una burla arrogante. Todo tiene explicación: resulta que los tres países han sido, son y serán los grandes rivales de Canadá en ese deporte. Randi Druzin, periodista canadiense, explica que se trata de una clara señal de inseguridad de parte de sus compatriotas. "Nos reimos de nuestros rivales, porque creemos que temen perder", explica Druzin.

Lo que si es cierto, es que el spot, que por cierto, hace alusión a una cerveza canadiense, es un ejemplo del gran interés que despiertan en el mundo las próximas Olimpíadas de Invierno.

Salt Lake City, Foto: CTK
A ello no queda ajeno este país. Entre los checos reina gran optimismo sobre lo que pueda hacer su equipo en Salt Lake City, considerando que llegan a la cita como triples campeones mundiales y, por si fuera poco, a defender su medalla olímpica. Según recientes sondeos de opinión, más de la mitad de la población confía en que la República Checa volvera a casa nuevamente con una medalla de oro.