Por la autopista a 160 kilómetros por hora

¿Circular por una autopista checa a una velocidad de 160 kilómetros por hora sin temer recibir tres puntos penales y una multa equivalente a casi 167 euros? Puede ser que a partir del próximo año no se trate de un mero sueño de los amantes de las altas velocidades.

En la actualidad la Ley de Tránsito permite una velocidad máxima de 130 kilómetros por hora en las autopistas. Según una enmienda preparada por el Ministerio de Transporte este límite podría aumentar. El portavoz de la Cartera, Karel Hanzelka, explicó los motivos.

"Abrimos nuevos tramos modernos de autopistas que permitirían circular a 160 kilómetros por hora. También tomamos en cuenta el hecho de que por las carreteras circulan cada vez más automóviles modernos y fuertes para los que esta velocidad no resulta un problema. Además nos basamos en la experiencia de los países vecinos".

Las estadísticas apoyan los argumentos de los partidarios de la enmienda, confirmando que en las autopistas ocurre el menor número de accidentes de tránsito.

El aumento de la velocidad máxima no se referiría, no obstante, a todos los 630 kilómetros de autopistas en territorio checo. Los representantes del Autoclub de la República Checa consideran precipitado cambiar una Ley por unos pocos tramos de carretera. Por su parte, la Dirección de las Carreteras y Autopistas se ve preocupada por la seguridad de sus empleados que trabajan en el mantenimiento de las autopistas.

En caso de ser aprobada la enmienda por el Gobierno y el Parlamento y firmada por el presidente de la República, la velocidad máxima en las autopistas checas aumentaría a los 160 kilómetros por hora a principios de 2008.

Sin embargo, ya en julio de este año podría entrar en vigor una enmienda a la Ley de Tránsito que cancele un examen neurológico obligatorio para camioneros, la multa para los ciclistas que se hagan daño a sí mismo, y los puntos penales para conductores por mal aparcamiento.