Lenka Filipová: cantante que ayudó a arrancar la carrera de Céline Dion

Lenka Filipová, photo: archive of the artist

Licenciada en guitarra clásica en el Conservatorio de Praga, Lenka Filipová se convirtió en una de las estrellas más brillantes de la pop music checa. La intérprete, que ha lanzado numerosos éxitos, por coincidencia histórica, ayudó a arrancar la trayectoria de Céline Dion, en 1988.

En 1988, Lenka Filipová, por aquel entonces una renombrada cantante y guitarrista, recibió la oferta de representar a Suiza en el Festival de la Canción de Eurovisión.

Lenka Filipová, foto: archivo de L.Filipová
Agreguemos que no fue una casualidad, la checa recibió la oferta tras haber tomado clases en la Academia Musical Internacional de París y grabar dos sencillos en el país galo.

Sin embargo, en una Europa dividida por el Telón de Acero, el régimen comunista checoslovaco le prohibió rotundamente a Filipová competir bajo la bandera del enemigo de clase, así que la canción francesa titulada ‘No os vayáis sin mí’ (Ne partez pas sans moi) fue interpretada al final por la sustituta de la checa: una tal Céline Dion.

El tema del compositor turco Atilla Sereftug y la suiza Nella Martinetti sirvió de trampolín a nivel internacional a la canadiense, mientras que la fama de la checa no superaría más tarde las fronteras nacionales.

Pero Lenka Filipová no se mostró amargada. En 2008 vivió por lo menos una pequeña satisfacción, cuando la gran estrella Céline Dion la eligió para que abriera su concierto en Praga.

El amor por las canciones francesas acompañó a Lenka Filipová durante toda su vida. La cantante inmortalizó en Chequia por ejemplo la canción ‘Je l’aime a mourir‘, de Francis Cabrel. La versión checa titulada ‘Enamorada’ (Zamilovaná) la ponen las radios de vez en cuando hasta hoy día.

Con el amor como tema central

El amor, a mil maneras, ha sido uno de los temas más presentes en la obra de Lenka Filipová. La ‘Enamorada’ adquirió tanta popularidad en Checoslovaquia, que la cantante tituló así su debut de larga duración lanzado en 1981.

La guitarrista mostró su fuerza no sólo como intérprete, sino también como una extraordinaria autora.

Uno de sus superéxitos de autor lleva por título ‘Dicen que esto se llama amor’ (Prý se tomu říká láska), y fue acompañada por la letra de Zdeněk Rytíř.

Quiero reír un momento
Un momento solo estoy deambulando
Por los pensamientos vagando
En el paisaje de mis deseos
A veces es así, el amor hermoso
Un poco de miedo no deja de dar
Jamás puedo parar

Foto: Supraphon

Estrella pop que toca música clásica y canciones populares

En los años 90, Lenka Filipová comenzó a lanzar con gran éxito también discos con temas clásicos.

En 1990, la guitarrista lanzó el álbum titulado ‘Concertino’, galardonado más tarde con el disco de oro.

Foto: Supraphon
El éxito de dicho trabajo impulsó a la guitarrista a lanzar un total de tres discos con temas clásicos y populares, titulados ‘Concertino: volumen I, II y III’.

Entre las piezas de dicho trabajo encontrarán también la ‘Canción y Danza’, del compositor español Antonio Ruiz-Pipó.

Además de la música clásica, Lenka Filipová se dedica a la interpretación de temas tradicionales. En 1998, la guitarrista grabó el disco titulado simplemente ‘Canciones Populares’.

A pesar de concentrarse en los años 90 en la interpretación de temas clásicos y canciones populares, la cantautora no dejó de lanzar discos de pop music.

En 1997, grabó el álbum ‘El mundo se volvió loco’ (Svět se zbláznil), que incluye otro gran éxito de la cantante titulado ‘Los locos se alegran’ (Blázni se radujou).

Solo los locos se alegran
Cuando el barco se está inclinando
Solo los locos se alegran
De que el agua adentro esté subiendo
Solo los locos se alegran
Están en el umbral del amanecer
Simplemente se alegran de ser

Autor: Roman Casado
palabra clave:
audio