¿Cuánta cerveza son capaces de beber los checos en una noche?

Aunque suene a majadería, los checos son campeones mundiales en beber cerveza por algo: porque se esmeran día a día en esa pasión por el líquido dorado y son capaces de beber litros sin inmutarse.

Cuando Nuria, estudiante española que vino gracias a una beca a Praga, aterrizó en el aeropuerto de Ruzyně en noviembre pasado, sabía, entre otras cosas, que los checos eran buenos para tomar cerveza.

Lo que nunca se imaginó fue la cantidad que eran capaces de tragar. Lo descubrió en su primera salida, cuando entró en una típica ‘hospoda’ de la capital y quedó impactada.

“Me ha llamado la atención la cantidad de litros de cerveza que pueden beber los checos en una sola noche, beben muchísima cerveza. Y es que está muy barata, en comparación con España, y, además, muy buena”, sostiene.

Y no es que en su país no tomen cerveza, alega Nuria, que sí, y mucha. El punto es la cantidad inusual que ingieren los checos y la manera en que la sirven.

“Se toma mucha cerveza en España, porque es una bebida que le encanta a la gente. Pero aquí todo el mundo tomando cerveza y no paran. A mí me sorprendió muchísimo. Aparte está el tamaño de las jarras, en mi país estamos acostumbrados a unos vasines pequeños, les llamamos cañas: ‘Ponme una caña de cerveza’. Aquí sin embargo te ponen unos jarrones de un litro, casi, no puedes con ella”, agrega.

Como nuestra amiga Nuria ya volvió a sus tierras, le enviamos un saludo desde Radio Praga y hacemos un salud en su honor, con una grandiosa jarra de cerveza checa.

palabra clave:
audio